La noche madrileña, la tentación a la que sucumbieron muchos futbolistas que pasaron por la capital

La juventud, el dinero y la fama forman una mezcla explosiva que suele dar al traste con las carreras de muchas promesas del deporte y una ciudad con la vida nocturna de Madrid ofrece demasiadas distracciones. Varios futbolistas que pasaron por la capital pueden dar buena fe de ello. Su afición a las fiestas terminó por afectar a su rendimiento en el campo y, aunque algunos consiguieron reconducir sus trayectorias, otros nunca alcanzaron el nivel que se esperaba de ellos.

También te puede interesar:

Los motivos por los que muchos deportistas terminan arruinados

Estos deportistas ganan más por promocionar productos que por competir

Pedro García Aguado y otros deportistas que dieron el salto a la política española

Royston Drenthe y Wesley Sneijder son dos de los jugadores que llegaron al Real Madrid como promesas, pero nunca se convirtieron en estrellas en el club blanco por culpa de su afición a la noche de la capital, que ha sido la perdición para numerosos talentos. (Foto: David R. Anchuelo / Real Madrid / Getty Images).
La noche madrileña, perdición de jóvenes promesas
Royston Drenthe y Wesley Sneijder son dos de los jugadores que llegaron al Real Madrid como promesas, pero nunca se convirtieron en estrellas en el club blanco por culpa de su afición a la noche de la capital, que ha sido la perdición para numerosos talentos. (Foto: David R. Anchuelo / Real Madrid / Getty Images).
<em>Whisky Sneijder</em>. Así llamaban algunos aficionados al centrocampista holandés, que fue <a href="http://es.sports.yahoo.com/noticias/las-redes-alucinan-con-el-cambio-fisico-de-sneijder-dos-semanas-despues-de-su-retirada-103909715.html" data-ylk="slk:cazado recientemente con un notable sobrepeso;outcm:mb_qualified_link;_E:mb_qualified_link" class="link rapid-noclick-resp yahoo-link">cazado recientemente con un notable sobrepeso</a> apenas dos semanas después de retirarse, por su afición a la noche de Madrid, cuando jugó en el club blanco. “No salgo tanto de fiesta”, dijo como respuesta a las críticas que estaba recibiendo. (Foto: Jasper Juinen / Getty Images).
Wesley Sneijder
Whisky Sneijder. Así llamaban algunos aficionados al centrocampista holandés, que fue cazado recientemente con un notable sobrepeso apenas dos semanas después de retirarse, por su afición a la noche de Madrid, cuando jugó en el club blanco. “No salgo tanto de fiesta”, dijo como respuesta a las críticas que estaba recibiendo. (Foto: Jasper Juinen / Getty Images).
“En Madrid hay mucha fiesta, muchas chicas... No es fácil decir ‘no’ todas las noches”, confesó Royston Drenthe en su biografía, publicada en 2017. El holandés es recordado como uno de los mayores fiascos de la historia del club blanco. Llegó como mejor jugador del Europeo sub-21 de 2007 y en el Bernabéu se le recuerda más por sus pifias que por su talento. Tras dejar el Madrid, también provocó otros altercados fuera del campo, como cuando fue cazado conduciendo a 180 km/hora por el centro de Alicante. (Foto: Manuel Queimadelos Alonso / Getty Images).
Royston Drenthe
“En Madrid hay mucha fiesta, muchas chicas... No es fácil decir ‘no’ todas las noches”, confesó Royston Drenthe en su biografía, publicada en 2017. El holandés es recordado como uno de los mayores fiascos de la historia del club blanco. Llegó como mejor jugador del Europeo sub-21 de 2007 y en el Bernabéu se le recuerda más por sus pifias que por su talento. Tras dejar el Madrid, también provocó otros altercados fuera del campo, como cuando fue cazado conduciendo a 180 km/hora por el centro de Alicante. (Foto: Manuel Queimadelos Alonso / Getty Images).
Desplázate para ir al contenido
Anuncio
Algunos jugadores que también sucumbieron a los encantos de la noche madrileña pudieron después reconducir su carrera. Es el caso de Raúl, que en marzo 1998 se vio obligado a dar una rueda de prensa para pedir perdón por su afición a las fiestas y exigir respeto por su vida privada. “Tengo derecho a equivocarme, soy muy joven y estoy aprendiendo muchas cosas”, dijo entonces. (Foto: Matthew Ashton / EMPICS / Getty Images).
Raúl
Algunos jugadores que también sucumbieron a los encantos de la noche madrileña pudieron después reconducir su carrera. Es el caso de Raúl, que en marzo 1998 se vio obligado a dar una rueda de prensa para pedir perdón por su afición a las fiestas y exigir respeto por su vida privada. “Tengo derecho a equivocarme, soy muy joven y estoy aprendiendo muchas cosas”, dijo entonces. (Foto: Matthew Ashton / EMPICS / Getty Images).
Su amigo y compañero Guti también recibió numerosas críticas por su comportamiento fuera del campo cuando era jugador del Real Madrid. El centrocampista nunca escondió su afición a la vida nocturna. “No me veo con 60 años en una discoteca a las 6 de mañana, me veo ahora”, confesó en 2009. Tan genial como polémico, en su etapa en el Bernabéu se ganó tanto elogios como odios. Al final de su carrera, cuando jugaba en Turquía, fue detenido por quintuplicar la tasa de alcohol. (Foto: Friedemann Vogel / Bongarts / Getty Images).
Guti
Su amigo y compañero Guti también recibió numerosas críticas por su comportamiento fuera del campo cuando era jugador del Real Madrid. El centrocampista nunca escondió su afición a la vida nocturna. “No me veo con 60 años en una discoteca a las 6 de mañana, me veo ahora”, confesó en 2009. Tan genial como polémico, en su etapa en el Bernabéu se ganó tanto elogios como odios. Al final de su carrera, cuando jugaba en Turquía, fue detenido por quintuplicar la tasa de alcohol. (Foto: Friedemann Vogel / Bongarts / Getty Images).
Otro que tampoco escondió su afición a las juergas era Ronaldo. “Algunos recuerdan mis fiestas más que mis goles. A mí lo que me gustan son los goles... y las fiestas. La gente se las imagina, pero no tienen ni idea de lo buenas que eran”, dijo en ‘El Hormiguero’ en 2017. El hoy presidente del Valladolid se ganó su fama de juerguista no solo durante su etapa en Madrid, sino que también tuvo algunos problemas en Barcelona y Milán. En la imagen, con la modelo Daniella Cicarelli, su pareja cuando jugaba en el Real Madrid. (Foto: Carlos Alvarez / Getty Images).
Ronaldo
Otro que tampoco escondió su afición a las juergas era Ronaldo. “Algunos recuerdan mis fiestas más que mis goles. A mí lo que me gustan son los goles... y las fiestas. La gente se las imagina, pero no tienen ni idea de lo buenas que eran”, dijo en ‘El Hormiguero’ en 2017. El hoy presidente del Valladolid se ganó su fama de juerguista no solo durante su etapa en Madrid, sino que también tuvo algunos problemas en Barcelona y Milán. En la imagen, con la modelo Daniella Cicarelli, su pareja cuando jugaba en el Real Madrid. (Foto: Carlos Alvarez / Getty Images).
Ronaldo mantenía una gran amistad y compartía salidas nocturnas con otros brasileños del Madrid como Roberto Carlos, Emerson, Cicinho o Robinho. Este último, que llegó al Bernabéu como futuro crack mundial y salió por la puerta de atrás, convirtió el sótano de su casa en una discoteca, como llegó a reconocer su compañero Drenthe años después. (Foto: Javier Soriano / AFP / Getty Images).
El clan brasileño del Real Madrid
Ronaldo mantenía una gran amistad y compartía salidas nocturnas con otros brasileños del Madrid como Roberto Carlos, Emerson, Cicinho o Robinho. Este último, que llegó al Bernabéu como futuro crack mundial y salió por la puerta de atrás, convirtió el sótano de su casa en una discoteca, como llegó a reconocer su compañero Drenthe años después. (Foto: Javier Soriano / AFP / Getty Images).
Antonio Cassano tuvo un polémico paso por el Real Madrid, en el que evidenció una notable falta de forma y llegó a ser apartado por indisciplina. Años después, recordó aquella etapa. “Allí apenas dormía. Había tantas tías buenas...”, dijo. Además, contó que un camarero amigo suyo le llevaba croissants después de mantener sexo en las concentraciones del equipo. (Foto: Philippe Desmazes / AFP / Getty Images).
Antonio Cassano
Antonio Cassano tuvo un polémico paso por el Real Madrid, en el que evidenció una notable falta de forma y llegó a ser apartado por indisciplina. Años después, recordó aquella etapa. “Allí apenas dormía. Había tantas tías buenas...”, dijo. Además, contó que un camarero amigo suyo le llevaba croissants después de mantener sexo en las concentraciones del equipo. (Foto: Philippe Desmazes / AFP / Getty Images).
La noche madrileña no solo ha afectado a jugadores del equipo blanco, sino también a algunos del Atleti. En 2009, Maniche fue apartado del club colchonero por indisciplina. Se decía que el portugués tenía problemas con el alcohol, ya que llegó a ser multado en un par de ocasiones en su país por conducir superando la tasa permitida. (Foto: John Walton / PA Images / Getty Images).
Maniche
La noche madrileña no solo ha afectado a jugadores del equipo blanco, sino también a algunos del Atleti. En 2009, Maniche fue apartado del club colchonero por indisciplina. Se decía que el portugués tenía problemas con el alcohol, ya que llegó a ser multado en un par de ocasiones en su país por conducir superando la tasa permitida. (Foto: John Walton / PA Images / Getty Images).
Aquella misma temporada también fue suspendido durante 10 días de empleo y sueldo el griego Georgios Seitaridis, compañero habitual de las juergas nocturnas de Maniche. (Foto: Adam Davy / PA Images / Getty Images).
Georgios Seitaridis
Aquella misma temporada también fue suspendido durante 10 días de empleo y sueldo el griego Georgios Seitaridis, compañero habitual de las juergas nocturnas de Maniche. (Foto: Adam Davy / PA Images / Getty Images).
Éver Banega tuvo más pena que gloria en su paso por el Atlético de Madrid en la campaña 2008-09 y se le recuerda más por sus salidas que por su nivel sobre el campo, aunque fue en Valencia donde más muestras de su afición a la vida nocturna, como cuando llegó una hora tarde a un entrenamiento y vomitó en el vestuario. El argentino pudo reconducir después su carrera y triunfar en el Sevilla. (Foto: Liewig Christian / Corbis / Getty Images).
Éver Banega
Éver Banega tuvo más pena que gloria en su paso por el Atlético de Madrid en la campaña 2008-09 y se le recuerda más por sus salidas que por su nivel sobre el campo, aunque fue en Valencia donde más muestras de su afición a la vida nocturna, como cuando llegó una hora tarde a un entrenamiento y vomitó en el vestuario. El argentino pudo reconducir después su carrera y triunfar en el Sevilla. (Foto: Liewig Christian / Corbis / Getty Images).
Otro de los atléticos que se ganó fama de juerguista fue Christian Vieri. El exfutbolista reconoció años después de su retirada que se había arruinado tras gastar casi toda la fortuna que había ganado durante su carrera por su culpa de su adicción al póquer y a las mujeres. (Foto: Stu Forster / Allsport / Getty Images).
Christian Vieri
Otro de los atléticos que se ganó fama de juerguista fue Christian Vieri. El exfutbolista reconoció años después de su retirada que se había arruinado tras gastar casi toda la fortuna que había ganado durante su carrera por su culpa de su adicción al póquer y a las mujeres. (Foto: Stu Forster / Allsport / Getty Images).

Otras historias