Sun Yang, el chico malo de la natación que gana todo pero al que nadie quiere

TresB

Sun Yang irrumpió con fuerza a principios de la década en la natación internacional con varios títulos mundiales y olímpicos, pero su carrera después se vio salpicada por numerosos escándalos y varios casos de dopaje. No obstante, gracias a la protección de la que ha gozado por parte del gobierno y la federación de China, donde es un auténtico héroe, ha conseguido siempre salir airoso, aunque no cuenta con el respeto ni de los aficionados ni de sus rivales, como ha quedado patente en los Mundiales de Gwangju, en los que el nadador asiático consiguió el oro en los 400 libre y el segundo clasificado, el australiano Mack Horton, se negó a compartir podio con él.

También te puede interesar:

Mundial de waterpolo: las surcoreanas lloran de alegría tras marcar su primer gol después de caer 64-0 y 30-1

Gary Hunt consigue el salto perfecto: primer clavadista en recibir un 10

Un niño de 13 años se queda a cuatro segundos del récord mundial de los 400 metros