1-3. El Udinese sigue volando

·2 min de lectura

Roma, 11 sep (EFE).- El Udinese encontró este domingo mucha resistencia para conseguir la victoria ante un Sassuolo (1-3) en inferioridad que acabó pagando en el tiempo añadido la temprana expulsión del brasileño Ruan Tressoldi al final del primer acto, pero logró encadenar su cuarta victoria consecutiva de la temporada y se sienta con Milan, Atalanta y Nápoles en la mesa de la Liga de Campeones.

El Udinese parece no tener techo, está a tan solo un punto del liderato. El pasado fin de semana, los hombres del italiano Andrea Sottil protagonizaron el partido de la jornada con una merecida goleada al Roma del portugués José Mourinho (4-0), orquestada por el español Gerard Deulofeu, que elevó al conjunto norteño al cuarto puesto.

Este fin de semana, sin la holgura que exhibió ante el Roma, el Udienese salvó la victoria en el añadido tras un monólogo en la segunda mitad que terminó con final feliz para los blaquinegros, que dominaron desde el inicio.

El conjunto 'neroverdi' se quedó con diez en el primer tiempo y se vio obligado a ceder todo el mando al Udinese. Diecisiete tiros de los visitantes por cinco de los locales fue el resultado. Si Udinese necesita poco para hacer daño, con facilidades aún menos.

Resistió el Sassuolo. Fue un muro difícil de derribar para la ofensiva de un Udinese que con el paso de los minutos y viéndose por detrás en el marcador se fue poniendo más nerviosa.

El portugués Beto encontró una grieta en el minuto 75, asistido por el argentino Roberto Pereyra, y puso el empate en el Mapei Stadium. No hubo tiempo casi ni para las celebraciones, quedaban 15 minutos y Udinese quería la victoria.

Parecía que los locales podían aguantar todas las embestidas de Deulofeu y compañía, pero en el descuento Udinese tumbó definitivamente el muro. Esta vez fue el germano Lazar Samardzic, pero asistido de nuevo por Pereyra. Respiró Udinese, que se supo ganador.

Hubo tiempo para más. El Sassuolo intentó rescatar un punto y dejó espacios que los visitantes se negaron a desaprovechar y que terminaron con el doblete de Beto y el 1-3 en el marcador.

El Udinese mira alto y no se pone límites. Nueva victoria que le mantiene con el ritmo de los cabeza de carrera, a tan solo un punto, y en los puestos de Liga de Campeones (4º). El Sassuolo, por su parte, se queda 13º.

(c) Agencia EFE