3-2. Jarrod Dyson firma el triunfo que consolida el dominio de los Reales sobre los Tigres

Agencia EFE
·2 min de lectura

Detroit (EE.UU.), 26 abr (EFE).- El jardinero central Jarrod Dyson dobló y anotó este lunes la carrera de la ventaja en la quinta entrada de los Reales de Kansas City, que se impusieron por 3-2 a los Tigres de Detroit, con el que completaron la barrida de cuatro juegos de visitantes por primera vez en 22 años.

Los Reales, líderes de la División Central de la Liga Americana (14-7), tienen cinco victorias consecutivas y poseen el mejor récord del Joven Circuito.

Detroit (7-16) tiene el peor récord en las mayores después de perder 10 de sus últimos 11 partidos y ha tenido su peor comienzo desde el 2003.

El abridor de Kansas City, Brad Keller (2-2), permitió dos carreras y ocho imparables en seis entradas.

Los relevistas Scott Barlow y Greg Holland lo siguieron, cada uno lanzando una entrada sin anotaciones. Josh Staumont lanzó el noveno para su segundo salvamento en la misma cantidad de oportunidades.

El abridor Spencer Turnbull (1-1) permitió tres carreras con cinco imparables en seis entradas y no dio boletos mientras ponchó a cinco bateadores rivales, sin que pudiese evitar su primera derrota en la temporada.

Los relevistas de Detroit se combinaron para lanzar tres entradas sin anotaciones, pero sus bateadores no aprovecharon las oportunidades para extender o ganar el partidos, dejando a 11 corredores en base.

En la tercera entrada, los Reales tomaron una ventaja de 2-0 con el quinto cuadrangular del bateador designado, el dominicano Carlos Santana.

La impulsada del venezolano Miguel Cabrera, que salió como bateador designado en la tercera entrada y el sencillo del receptor Grayson Greiner en la cuarta permitieron a los Tigres poner el empate en la pizarra.

Dyson anotó la carrera ganadora del partido después de pegar doblete, avanzar con un toque y regresando a casa con un elevado de sacrificio del segunda base Whit Merrifield.

La última vez que Kansas City tuvo una barrida de cuatro partidos seguidos fuera de casa fue en Minnesota, ante los Mellizos, en mayo de 1999.

La mala noticia para los Reales fue la salida del diamante del receptor venezolano Salvador Pérez al sufrir una lesión en el dedo pulgar de la mano derecha luego de dejar fuera a Cabrera en una jugada al plato en la tercera entrada.

Pérez disputó su partido número 1.000, convirtiéndose en el decimotercer jugador de los Reales y sexto receptor activo en alcanzar la marca. EFE

(c) Agencia EFE