A Vinicius se le hace muy cuesta arriba su arranque en el Real Madrid

TF-Images/Getty Images
TF-Images/Getty Images

La pretemporada no ha sido buena para nadie en el Real Madrid, pero quizás ha sido un poco más decepcionante para Vinicius Jr. que para cualquier otro jugador.

Aunque el brasileño no tenga todavía uno de los 25 dorsales de la plantilla merengue puede sentirse a todos los efectos como jugador del primer equipo. A nadie se le pasa por la cabeza que el ex del Flamengo pueda alinearse en algún momento con el Castilla de Raúl. Vinicius, que no fue llamado por Tite, para la Copa América, ha tenido una pretemporada entera a las órdenes de Zinedine Zidane, pero no debe estar contento con su rendimiento.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

El año pasado, su irrupción en el equipo de la mando de Santiago Solari fue fulgurante. Su desborde y su potencia en el último tercio de terreno enamoraron al argentino. Su descaro y personalidad le convirtieron en un fijo hasta que se lesionó ante el Ajax en la fatídica noche del 1-4 en Champions League.

Sin embargo, la situación ahora a cambiado. Zidane no parece contar del todo con el brasileño, al menos no le ha dado el lugar estelar que se le auguraba, siendo una de las apuestas más en firme del club.

Ni siquiera la baja de Marco Asensio, que estará fuera gran parte de la temporada, le ha regalado a Vinicius que él mismo esperaba. Quizás por eso al brasileño se le ha borrado la sonrisa.

Giuseppe Bellini/Getty Images
Giuseppe Bellini/Getty Images

Zidane ha intentado colocarle en la banda derecha, pues la izquierda está cubierta por Eden Hazard, pero desde ahí se le hace mucho más difícil sorprender a la perla carioca. Su casa recuerda al de José Antonio Reyes, que llegó al club blanco en 2006 con la única posibilidad de jugar en la izquierda mientras que en la derecha parecía hasta torpe. Fabio Capello acabó por enderezar su camino y acabó la temporada siendo importantísimo para el equipo e incluso marcando los dos goles que dieron el título de liga a los blancos.

Los minutos con los que ha contado Vinicius no han sido del todo malos esta pretemporada, todo sea dicho. Mientras que por la punta derecha se le ha notado incómodo, cuando ha cambiado a la izquierda ha vuelto a demostrar que con metros por delante puede ser muy peligroso; pero le sigue faltando el gol.

El brasileño no ha visto puerta en toda la pretemporada y, como ya le ocurrió en la campaña pasada, ha fallado algunos cantados. En Nueva York, durante la goleada ante el Atlético de Madrid, Vinicius falló un gol a puerta vacía tras una buena dejada de Karim Benzema. En otras ocasiones, el brasileño llegaba con toda la ventaja del mundo al área, pero una vez ahí el chico se nubla.

Lo extraño es que aunque nunca ha sido un gran goleador a lo largo de su carrera como juvenil, tampoco había tenido estos problemas de definición. Parece que la presión de jugar en el Real Madrid le puede, de ahí que desde que empezó a entrar en el equipo en diciembre pasado, el jugador que costó 45 millones de euros sólo ha logrado marcar cuatro goles de blanco.

TF-Images/Getty Images
TF-Images/Getty Images

Varías voces han dicho que se debería considerar una posible cesión para Vinicius. Que llegara a un equipo en el que pudiera ser la gran estrella, que tuviera los minutos necesarios para desarrollarse como jugador y para tranquilizarse como goleador. Nadie esperará 50 goles suyos por temporada, pero con sus condiciones, que Vinicius no llegue a los 15 o 20 debería ser un pecado.

Ahora además se ha sabido que a Leonardo le gusta la opción de que Vinicius entre en una hipotética operación que llevaría a su compatriota y amigo Neymar Jr. al Real Madrid. Los blancos, supuestamente, se han negado rotundamente, pues es el propio presidente quien confía ciegamente en su potencial. Sin embargo, a nadie se le escapa que quizás un cambio de aires al brasileño le vendría bien.

El chico es una estrella en ciernes. Atesora una gran calidad y puede llegar a ser un jugador espectacular. Con tan sólo 19 años ya ha convencido a casi todos de que con él se puede contar, que puede llegar a ser un jugador de los grandes, pero en el Santiago Bernabéu, un delantero sin gol, es como un día sin agua. Simplemente, no funcionaría.

Por eso quizás no sea tan descabellado pensar que Vinicius podría formar parte de una operación que permitiera la salida de Neymar con rumbo a la capital español. Los blancos siempre podrían incluir una cláusula recompra par no perder de vista al chaval, y él podría utilizar su tiempo en París para afinar su puntería.

También te puede interesar:

Zidane esta hecho un gran lío y se lleva todas las culpas.

Nadie puede con Karim Benzema como delantero del Real Madrid

Sólo funciona Keylor Navas

Otras historias