El nuevo ‘As’... ¿será nuevo?

Con motivo de la nueva temporada, el diario ‘As’ anunció este domingo la incorporación de 16 columnistas, una de las novedades que el periódico acomete de la mano de su nuevo director, Vicente Jiménez. Los agraciados son (copio y pego): Axel Torres, Pancho Varona, Diego Barcala, Igor Paskual, Gemma Herrero, Manuel Cobo, Carlos Marañón, Rafa Cabeleira, Sergio Cortina, Patricia Campos Doménech, Juan Tallón, Galder Reguera, Marwan, Javier Aznar, Jordi Puntí y Lucía Taboada.

El listado es heterogéneo. Hay escritores. Hay perfiles del mundo del cine y de la música. Hay una gurú motivadora. Hay tres mujeres. Hay un político. Incluso hay periodistas. La mayoría son jóvenes. Los hay con bufanda y sin bufanda. Los hay del Madrid, del Barça, del Atlético, del Athletic, del Espanyol, del Oviedo, del Celta… Y por supuesto, los hay que me interesan mucho, que me interesan algo y que no me interesan nada. Igual que a usted, imagino. Discúlpeme el lector morboso que no ponga nombre a mis gustos y disgustos, pero podría parecer que trato de poner nota a las contrataciones de una empresa (admito que quizá se me ha visto un poco el plumero con lo de la gurú motivadora).

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Por encima del gusto e interés que estas 16 firmas puedan despertar en cada lector potencial, se aprecia una intención de hacer algo distinto. Aunque a la mayoría les conocemos y muchos publican ya en otros medios, se agradece una apuesta que huya de la endogamia y el gonzalomiroísmo, que evite los nombres sobados y las mismas caras de siempre. De hecho, las redes sociales dieron a los 16 una acogida impropia de semejantes lares; al fin aire fresco, se convino, para una habitación con fuerte olor a cerrado.

Ahora bien...

Estamos hablando de firmas. Dieciséis columnistas, la mayoría con aparición quincenal, lo que significa que saldremos a poco más de una columna diaria. Un parte ínfima de un medio que vuelca a diario cientos de noticias en su edición digital, incluidos los ya clásicos “La reacción de Tomás Roncero al gol de Benzema”, “La cara que se le quedó a Roncero tras el gol de Messi” o “Roncero se rebana el pescuezo tras la eliminación en la Champions”.

Yo agradezco la novedad, insisto, porque a partir de ahora tendré una buena lectura más algunos días, pero no nos vengamos arriba. Que nadie piense que al ‘As’ no lo va a conocer ni la madre que lo parió. No confundamos el edificio con los ornamentos. El corazón del periódico está en otra parte. Si ‘As’ se renueva de verdad será porque su nuevo director toma otro tipo de decisiones.

La primera y por ahora más perceptible es el cambio en las portadas. El ‘As’ vuelve a tener ‘tapa’. No compite con la de ‘The New Yorker’ ni seguramente lo pretenda (que la de ‘Marca’ no esté a años luz ya es un comienzo), pero ya no es sota, caballo y rey. Ya no vale la misma maqueta, cualquier foto y el primer titular que venga a la cabeza. Las portadas de ‘As’ ya no transmiten pereza. Demuestran un mínimo ejercicio de imaginación, aunque algunas sean fallidas (mezclar la gran muralla china con luchadores japoneses de sumo para articular un juego de palabras) o abusen de la manipulación, fotográfica en este caso (Hazard con el cuerpo -finito- de Benzema, que el belga ilusiona más).

En estos tiempos de redes sociales, un vestigio del papel como la portada mantiene su relevancia porque es lo único que suele ver la mayoría de lectores, incluidos los que critican el diario entero (también están los que no precisan siquiera verla).

Como cualquier cabecera histórica, sobre ‘As’ pesan varios estigmas. En su caso, heredados tras 23 años bajo el mando de Alfredo Relaño. Periodista histórico, con una extraordinaria cultura deportiva que deja patente en sus libros o en su fantástica serie ‘Memorias en blanco y negro’, Relaño se ganó una legión de detractores de muy diverso pelaje. Es el autor intelectual de la teoría del ‘Villarato’, que en tiempos granjeó al diario el rechazo de los culés, y más recientemente de una dura línea editorial -en ocasiones obsesiva- contra Florentino Pérez, que ha hecho que muchos lectores blancos identifiquen antiflorentinismo con antimadridismo.

Florentino se ha desinstalado Biwenger del móvil. (Foto: AP Photo/Manu Fernandez)
Florentino se ha desinstalado Biwenger del móvil. (Foto: AP Photo/Manu Fernandez)

La gran pregunta es si el nuevo ‘As’ marcará distancias no ya con Relaño (que mantiene su columna y ha sido nombrado presidente de honor del diario) sino con el ‘Relañato’. Ole por los 16 columnistas, pero ese sería el verdadero cambio. Y aquí sí estaría bien grabar un vídeo para ver qué cara pone Roncero.

Otras historias