Borja Iglesias: "Intento divertirme en el campo"

·3 min de lectura

Las Rozas (Madrid), 22 sep (EFE).- Borja Iglesias, delantero internacional del Real Betis, agradeció el elogio del seleccionador Luis Enrique a su forma de comportarse en los terrenos de juego y admitió que su filosofía es intentar divertirse en el campo porque se definió como "un afortunado".

"Intento divertirme en el campo, le agradezco al míster que lo diga porque en momentos de mi carrera hay gente a la que no le gustó demasiado porque creía que no me lo tomaba en serio. Soy un afortunado y hay que disfrutarlo viviendo la vida de esa manera. Soy feliz en líneas generales y lo intento demostrar porque me sale", dijo en rueda de prensa.

Feliz por la llamada de la selección que ha peleado durante años, Borja quiere disfrutar cada momento sin pensar en nada que no sea la opción de debutar ante Suiza o Portugal en la Liga de Naciones.

"A día de hoy me veo aquí, veremos lo que sucede en el futuro. Quiero disfrutar el momento, intentar aportar y aprender. Queda mucho para el Mundial todavía y hay muchos jugadores que quieren estar. Voy a poner todo de mi parte para sumar y ser una posibilidad", aseguró.

"No me planteo demasiado nada que no sea centrarme en lo mío, trabajar para demostrar al seleccionador que puedo ser una opción. Mis primeros días están siendo muy buenos, cuando vienes por primera vez te imaginas unas cosas y está todo por encima de lo que me había imaginado. Es un grupo fantástico, muy sano y alegre, la gente es súper cercana y me siento muy cómodo. Lo ponen muy sencillo a los nuevos", agregó.

Dentro del grupo resaltó la figura del capitán Sergio Busquets. "Busi tiene un papel fundamental en el bienestar del grupo, lo hace sin esfuerzo, con total naturalidad, él es así y es un lujo poder estar con él".

El momento es doblemente especial para Borja Iglesias ya que su debut se puede producir en La Romareda, un estadio del que guarda muy buenos recuerdos, y en una ciudad como Zaragoza donde se reencontrará con antiguos amigos.

"Es un honor poder volver allí y disfrutar de esta experiencia junto a la gente de Zaragoza. Seguro que voy a vivir momentos emotivos y muy bonitos. Les estoy agradecido porque no solo allí, sino después de irme me han demostrado cariño", reconoció.

"He progresado en distintos aspectos del juego a nivel mental, de madurez, tras pasar por distintas ciudades y clubes. En Zaragoza viví mi primera etapa a nivel profesional y fue muy enriquecedora", añadió.

Confesó el delantero que no tiene nada pensado para la celebración si lograse su primer gol como internacional. "Estoy fluyendo, disfrutando el momento. Siempre lo he vivido así y es la forma que tengo de afrontarlo".

"Estoy contento por estar aquí. He hablado con Luis Enrique y me pide lo que a todos en esa posición, la idea del equipo es muy clara y con mis características puedo aportar cosas que tiene claras. No me siento examinado, es una oportunidad de mostrar de cerca las cosas que puedo hacer y aportar lo mío al grupo".

Tras comenzar a entrenar con un pequeño altavoz instalado en un chaleco en el que los jugadores reciben órdenes directas por un 'walkie' de Luis Enrique, Borja sacó conclusiones positivas.

"De primeras, la idea es que vas a tener mucha información porque te va a radiar el partido, pero Luis Enrique lo hace muy bien porque te da dos o tres informaciones en el momento en el que suceden y es fantástico. Es una herramienta muy útil, no te satura, es claro y conciso con información que puedes utilizar".

(c) Agencia EFE