Brahim Díaz ante su gran oportunidad

David S. Bustamante/Soccrates/Getty Images
David S. Bustamante/Soccrates/Getty Images

No ha sido un año bueno este 2019 para Brahim Díaz. El ex del Manchester City llegó al Real Madrid con la mochila llena de ilusiones, esperando ser importante en un equipo que estaba desahuciado y pedía a gritos magia como la que atesora en las botas el malagueño, pero se encontró de frente con una dura realidad.

Santiago Solari no contó con él, en muchos casos ni como complemento para el banquillo. En un conjunto en el cual el ataque no carburaba, Brahim esperaba contar con los minutos que Pep Guardiola le negó en el Etihad por negarse a renovar con los Citizen. La cosa no fue así, y sólo tras la llegada de Zinedine Zidane al banquillo pudimos disfrutar del arroja, la calidad y el descaro de este joven extremo sobre el campo.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Algunas de sus actuaciones fueron verdaderamente ilusionantes, incluso marcó un gol ante la Real Sociedad en el penúltimo partido del campeonato, que dejó a todos con la boca abierta. Aunque la supuesta avalancha de fichajes que iban a llegar el verano pasado hacían presumir que lo mejor era que el joven (tiene sólo 21 años) saliera un año cedido, ni él ni Zizou pensaron que eso sería una buena idea, por lo que el chico acabó por quedarse disfrutar de un dorsal del primer equipo.

La mala suerte, no obstante, quiso que Brahim se lesionara en uno de los primeros entrenamientos de la pretemporada, recayendo justo antes de arrancar el campeonato. Es el único jugador del equipo que no ha disputado ni un solo minuto, ni oficial ni amistoso, hasta el momento, por lo que este fin de semana ante el Mallorca podría tener su gran oportunidad.

Juan Manuel Serrano Arce/Getty Images
Juan Manuel Serrano Arce/Getty Images

La ristra de lesiones que azota al equipo y los viajes que la mayoría de los titulares han tenido que hacer para viajar con sus selecciones invitan a pensar que Brahim no sólo pueda estar en la lista de convocados, sino que Zidane puede incluso darle minutos en Son Moix.

Los siguientes encuentros disputarán los madridistas serán importantísimos, ante el Galatasaray en Turquía y, a menos que se acabe posponiendo por la situación en Cataluña, el Clásico en Barcelona. Bien haría el técnico francés rotando a sus hombres importantes para resguardarlos así de posibles percances físicos antes de los dos partidos que pueden marcar el devenir de la temporada del club blanco.

Contra el Mallorca, Zidane tiene disponibles a Eden Hazard, Karim Benzema y Vinicius Jr. para su delantera, pero ante las bajas de Gareth Bale y Lucas Vázquez, y con los partidos que se avecinan para el equipo, podría ser este el momento adecuado para la darle la alternativa a un jugador en el cual se tiene muchas fe en el club merengue.

A su edad, todo el mundo piensa que Brahim tiene una calidad y un potencial que puede acabar ayudándole a asentarse en el club a largo plazo, pero alguien tiene que darle su primer empujoncito de confianza para que inicie su andadura en el club.

A Zizou le gusta mucho su desparpajo y su habilidad para el uno contra uno. En Mallorca podría llegar el momento de ver a Brahim en acción esta temporada, teniendo el malagueño así finalmente la oportunidad que tanto estaba reclamando.

También te puede interesar:

Un pajarito voló alto en el Bernabéu

El Real Madrid tiene que fichar a Fabián

Rodrygo y Vinicius: Tan iguales, tan distintos

Otras historias