Canta en ‘El Chiringuito’ el barcelonismo forzado de Josep Pedrerol

·2 min de lectura
El editorial de Josep Pedrerol en 'El Chiringuito' deja una interpretación digna de un premio Razzie. Fuente: Twitter/@elchiringuitotv.
El editorial de Josep Pedrerol en 'El Chiringuito' deja una interpretación digna de un premio Razzie. Fuente: Twitter/@elchiringuitotv.

'El Chiringuito de Jugones' arrancaba este domingo como habitualmente, con un editorial de Josep Pedrerol. Pero, lejos de centrarse en algún tema en concreto de lo que dejó la jornada de Liga Santander, el conductor se lo llevo a un terreno desconcertante, dando protagonismo a sus colores.

Así pues, comenzaba el programa de buen humor, con una especie de carcajada, a la vez que aludía a la "emoción" vivida en 'El Chiringuito Inside' tras un gol de Luuk de Jong en el descuento que daba la victoria al Barcelona frente al Levante.

Pero el guión enseguida daba un vuelco, con una interpretación de Pedrerol que daba la sensación de que se sentía obligado a demostrar su barcelonismo, tantas veces ya confesado en 'El Chiringuito'.

Cambios forzados de primera a tercera persona, pausas para hacer notar esos cambios, etc: "Está bien que los culés tengamos, eh... tengáis", "¿A cuánto estamos ahora? El Barça, ¿a cuánto está?"... Si lo que pretendía es hacer apología de su sentimiento culé, le salió de todo menos natural.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un contenido no disponible por tus preferencias de privacidad

Sin duda, es uno de los inicios de programa de Pedrerol más extraños que se recuerdan, con una artificialidad presente que escapa de la esencia propia de 'El Chiringuito', que se basa ni más ni menos que en las emociones.

Siendo culé, lo tenía fácil para dar rienda suelta a sus sentimientos después de tirar de épica contra el Levante. No confió en ellos. Sin embargo, el periodista catalán nunca deja cabos sueltos. Si así lo ha hecho es por algo, otra cosa es que alcancemos a saberlo.

De hecho, cuesta asimilar tanta rigidez interpretativa al haber visto el resto del programa, en el cual incluso defiende al Barça, pese a haber ganado al más puro estilo Real Madrid, creyendo hasta el final. Incluso con recado al hecho de que eso se tilde de ADN blanco.

Otra opción puede ser que no haya sabido comunicar lo que pretendía de la mejor manera. Al final, DiCaprio solo hay uno. Jamás nos hubiésemos imaginado un papel peor por su parte que el realizado en 'Mask Singer', pero este es, ciertamente, merecedor de un premio Razzie, el 'anti-Oscar'.

VÍDEO | Xavi: "Sin hacer partidos excelentes sacamos resultados positivos"

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente