El coach de los Wallabies, consciente de que deben "estar al máximo" para vencer a los All Blacks

·2 min de lectura

En sólo dos partidos, hay un paquete en juego codiciado por Australia y Nueva Zelanda. Es que ambos seleccionados chocarán este jueves en Melbourne y nueve días más tarde en Auckland, en busca de cerrar con éxito su participación en el Rugby Championship 2022 y, además, por alzarse con la histórica Bledisloe Cup.

Ambos equipos llegan con intermitencias, al igual que las otras dos potencias del Hemisferio Sur, Argentina y Sudáfrica. Todos ganaron dos y perdieron dos, por lo que la última doble fecha se reserva una definición apasionante en este certamen.

Por otra parte, los oceánicos tienen su evento exclusivo, el cual se disputa desde 1932 y que vio ganar a los de negro en 49 oportunidades -frente a 12 de los Wallabies-, con las 19 últimas de manera sucesiva.

Es todo un desafío para los Wallabies y es por eso que su entrenador, Dave Rennie, señaló las claves para afrontar dichos encuentros. ¿Es posible voltear a los neozelandeses? "Va a depender de nuestra capacidad para rendir al máximo; tenemos que estar al máximo para tener una oportunidad contra los All Blacks", reflexionó el coach.

El dato que alienta a los de amarillo y no lo hace ver imposible, tal como cita la agencia Opta, es que logró superar a Nueva Zelanda en tres de sus últimos seis cruces en casa (los otros fueron derrotas): esta cifra es superior a lo que había conseguido en sus 13 choques anteriores como local ante este rival (2 ganados, 2 empatados y 9 perdidos).

Por otra parte, Australia quiere mejorar su racha en el partido inaugural de la Bledisloe, ya que sólo se impuso dos veces en los últimos 13 años. Sin embargo, ha obtenido una victoria y un empate en los últimos tres años en tales encuentros, incluida un triunfo por 47-26 la última vez que fueron anfitriones.

En este contexto, Rennie mostró la confianza en sus dirigidos. "Estamos seguros de que podemos ganarle a cualquiera, pero tenemos que jugar a nuestro mejor nivel y obligar a los All Blacks a estar por debajo de su nivel", sentenció.

Foto: Getty Images