“Cocaína y prostitutas”: El escandaloso plan de celebración tras la pelea de Tyson Fury

Yahoo Deportes

Tyson Fury suele hacer declaraciones extravagantes, pero en esta ocasión el boxeador invicto de peso pesado se ha superado a sí mismo.

El británico de 31 años ha hecho todo lo posible por promocionar la gran revancha que tendrá lugar el domingo en Las Vegas contra el también boxeador invicto Deontay Wilder.

El “Rey Gitano” ha afirmado que se masturbará siete veces al día para regular su testosterona de cara a la esperada revancha.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Fury también ha afirmado que está siguiendo los consejos de un veterano entrenador a puño limpio de sumergir las manos en gasolina para endurecer sus nudillos.

Tyson Fury ha dicho que será un partido importante antes de su revancha con Deontay Wilder. Foto: Getty
Tyson Fury ha dicho que será un partido importante antes de su revancha con Deontay Wilder. Foto: Getty

Sin embargo, fueron sus planes de celebración posteriores a la pelea, ya sean reales o ficticios, los que dejaron al entrevistador David Hookstead bastante desconcertado durante un segmento del Daily Caller.

“Después de la pelea celebraré con cocaína y prostitutas”, dijo Fury con una gran sonrisa.

“¿Hay algo mejor que la cocaína y las prostitutas?”, le preguntó a Hookstead, antes de admitir que tiene gustos baratos.

“Voy a las baratas de 30 dólares, siempre me pongo una inyección de penicilina antes de acostarme con ellas”.

Tyson Fury dijo que planea celebrar con cocaína y prostitutas de 30 dólares tras la pelea contra Deontay Wilder.

VÍDEO:

Fury le reveló otra cosa sorprendente a Ariel Helwani de ESPN, dijo que la pelea con Wilder podría ser una de las últimas.

“Ya no tengo edad, pero me quedan tres peleas en mi contrato con ESPN”, admitió Fury.

“Y después de eso, pensaré seriamente en retirarme”.

Cuando le preguntaron por qué está considerando retirarse en el mejor momento de su carrera, Fury sugirió que le importaba más llegar a la cima de la montaña que quedarse en la cima.

“Porque ya no necesito pelear”, dijo el jugador de 31 años.

“¿Qué sentido tiene? ¿Qué voy a ganar con eso? Cuando venza a Wilder el sábado (domingo en la zona horaria AEDT) habré terminado. Mi carrera estará completa. Habré ganado cada cinturón que se puede ganar en este deporte, de menor a mayor, y habré ganado el cinturón de la revista The Ring dos veces, convirtiéndome en el segundo hombre en la historia en lograrlo, Muhammad Ali y yo”.

“Después de la victoria del sábado, no hay nada más que hacer. Nada más que ganar”.

Fury se retiraría a los 30 años lo cual sería una sorpresa, aunque su carrera no ha seguido un camino convencional.

Deontay Wilder y Tyson Fury quieren proteger su estado de invictos en la revancha. Foto: Getty
Deontay Wilder y Tyson Fury quieren proteger su estado de invictos en la revancha. Foto: Getty

Fury quiere una vida sencilla tras retirarse

Tras sorprender al mundo cuando puso fin al reinado de Wladimir Klitschko en la división de peso pesado, Fury se tomó un descanso del boxeo que duró dos años y medio mientras lidiaba con la depresión y otros problemas personales.

Poco después de su regreso, se enfrentó a Wilder y empató con el campeón del CMB en una pelea clásica, y desde entonces comenzó su revancha.

Mientras tanto, Fury ha aparecido en la WWE e incluso barajó la idea de enfrentarse a los luchadores de UFC.

La victoria de Fury sobre Wilder lo consolidaría como el mejor líder e indiscutible en la división de peso pesado tras vencer a Wilder y el tropiezo de Anthony Joshua contra Andy Ruiz Jr. Si pierde todavía seguiría siendo un luchador muy cotizado, aunque sería difícil no pensar en lo que podría haber sido.

De cualquier manera, a Fury le quedarían solo tres peleas en su carrera después del sábado. Tras eso, tampoco esperes un retiro típico:

“Seré un hombre feliz, contento y viviré una vida normal y sencilla”, dijo Fury.

“Hay luchadores que quieren vivir a lo grande y llevar un estilo de vida extravagante, con barcos y aviones y cualquier otra cosa que quieran en sus vidas. Quieren ser primer ministro o presidente o algo así. No me interesa”.

“Quiero estar solo. Ir a la academia y regresar, tomar un café por la mañana, hacer ejercicio y nada más. Ir a dormirla camadormir, despertarte y hacer exactamente lo mismo todos los días”.

Otras historias