¿Coronavirus? Boca piensa en el mercado de pases y en la delantera soñada

Goal.com

El aislamiento social preventivo y obligatorio que Alberto Fernández, Presidente de la Nación Argentina, declaró hace apenas unos días no parece ser un obstáculo para la nueva dirigencia de Boca. Y es que la secretaría técnica, con Juan Román Riquelme a la cabeza, ya piensa en lo que se le viene al equipo una vez que pase la crisis por el coronavirus.

En las últimas horas, los rumores volvieron a pisar con fuerza sobre el mercado de pases, que no se sabe ni siquiera cuándo ni cómo comenzará, pero que ya cuenta con los primeros posibles nombres que llegarían para reforzar al plantel de Miguel Ángel Russo. Y el puesto a incorporar parece volver a ser el mismo que en el verano: el centrodelantero.

Luego de que las negociaciones por Paolo Guerrero no llegaran a buen puerto, hay tres apuntados: dos que ya habían sonado en el pasado y otro que parece más un sueño que una posibilidad real:

  • Desde que se fue, allá por diciembre de 2015, que Jonathan Calleri no pudo encontrar continuidad en un mismo equipo: pasó por Sao Paulo, West Ham, Las Palmas, Deportivo Alaves y actualmente está en Espanyol. En todos esos equipos jugó una sola temporada y aunque en España no solo jugó bastante, sino que también convirtió bastante. "Me encantaría volver a vestir esa camiseta. Sé que algún día voy a volver", dijo a principios de 2020. ¿Será el momento?

  • Guido Carrillo empezó a aparecer en el radar de la institución a mediados de 2019, cuando Gustavo Alfaro se lo presentó a Nicolás Burdisso, por entonces secretario técnico, para ser el reemplazante de Darío Benedetto. "Quería seguir en Europa", explicó el ex-Estudiantes, que actualmente se desempeña en Leganés. ¿Y si lo llama Román? ¿Podrá convencerlo?

  • "Quiero colgarme del alambrado como lo hizo Manteca Martínez". La frase pertenece ni más ni menos que a Edinson Cavani, figura de la Selección uruguaya e ídolo de PSG y no pasó para nada desapercibida por Brandsen 805. La posibilidad de traer una figura de semejante envergadura responde más a un deseo que a una realidad, pero hay un detalle que podría llegar a abrirle el paso: su contrato en Francia termina en junio. "Tendré 33 para 34 años. No sé ni si seguiré jugando", expresó en enero. ¿Hará la gran De Rossi y vendrá a retirarse a Argentina?

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Otras historias