Courtois y Vinícius se salvan en un Real Madrid víctima de su defensa

Redacción deportes, 15 ene (EFE).- Las paradas de Thibaut Courtois, que evitaron una derrota con goleada ante el Barcelona en la final de la Supercopa de España, y los intentos continuos de Vinícius Junior por generar en ataque, fueron junto al gol postrero de Karim Benzema, lo poco que se salvó de un Real Madrid víctima de sus errores defensivos en un partido para olvidar de Antonio Rüdiger.

COURTOIS (8): No pudo hacer más y aún así encajó tres goles. Si no llega a ser por las paradas del portero belga la derrota del Real Madrid habría sido aún mayor. Hizo tres clave, desviando con la punta del guante al poste un disparo de Lewandowski, otra con los pies a Dembélé y un mano a mano por bajo ante el punta polaco. Necesita más ayuda de sus compañeros para sellar su portería. Un partido más acabó con impotencia por el castigo pese a su buen nivel.

DANI CARVAJAL (3): Volvió a demostrar que está muy lejos de su nivel. Se vio en el Mundial con la selección española y la vuelta al Real Madrid no lo ha mejorado. Descolocado, no llegó a tiempo para impedir el remate de Gavi en el primer gol por su zona y erró en el segundo, saliendo a una presión donde no debía acudir, perdiendo su marca y dejando su carril libre para que Gavi regalase el tanto.

MILITAO (5): Dentro del caos defensivo que fue el Real Madrid, fue el único que se salvó de la quema. Tampoco se libró de cometer errores, saltando a la presión desordenada del Real Madrid en el segundo y dejando espacios a sus espaldas para la aparición con libertad de Lewandowski en la zona donde un 9 no perdona. En la segunda parte, cuando estuvo expuesto con su equipo volcado, se llevó un pulso con el polaco con el que recuperó la firmeza defensiva que necesita su equipo.

RÜDIGER (2): Su peor partido desde que fichó por el Real Madrid, un peligro con el balón en los pies, cometiendo errores graves que cuestan goles en una final. Se llevó un buen golpe en una salida de puños de Courtois y nada más recuperarse cometió un error que marcó la final. Su mala salida de balón provocó el primer golpe azulgrana y tardó en cerrar además en el segundo, cuando no encimó a Gavi y lo dejó pensar para inventar. Intentó cambiar el guion de su mal partido en acciones a balón parado ofensivas pero no pudo rematar a portería en sus intentos. Sus errores se dieron hasta el final y a punto estuvieron de costar el cuarto tanto del Barça.

MENDY (5): Su pulso con Dembélé le provocó la primera cartulina del partido tras perder en la carrera. Sin ayudas, demasiado expuesto a la velocidad de su compatriota francés, pero saliendo airoso en más ocasiones, sin ser superado. Lo estropea con el balón, inseguro salvo en un buen centro a Benzema en la única ocasión del Real Madrid en el primer acto.

KROOS (5): Presionado, desapareció en la primera parte y su influencia en el juego se rebajó. Era el jugador que sostenía al Real Madrid desde el regreso de la competición, pero no pudo entrar en contacto continuo con el balón como acostumbra y rebajó su eficiencia en los pases. La presión del rival cumplió su función.

MODRIC (3): Corrió más para atrás que hacia adelante y eso el Real Madrid lo acusa en exceso. Echó de menos entrar en contacto con el balón en la primera parte, lo buscó cayendo a banda derecha en ataque pero su participación fue mínima. Está alejado de un buen momento físico, se le ve fatigado en el campo tras el Mundial y fue sustituido a los 65 minutos con impotencia, tirando una botella al suelo en el banquillo tras sentir que no había estado a su nivel.

FEDE VALVERDE (4): El Real Madrid añora la versión previa al Mundial, decisivo con sus despliegues físicos y con su pegada en el disparo desde fuera del área. Su esfuerzo físico no tuvo trascendencia.

CAMAVINGA (4): Fue la sorpresa de Ancelotti en su equipo titular para fortalecer el centro del campo con músculo, pero no apareció con balón y el Real Madrid lo acusó. Séptima sustitución en el descanso en la temporada tras pasar desapercibido.

VINÍCIUS (7): Tuvo dificultades por la falta de apoyos en ataque y fue víctima del sistema de ayudas defensivas del Barcelona. Pese a ello no se cansó de intentarlo, encaró siempre, se marchó en ocasiones para generar desequilibrio y se topó con Ter Stegen en su mejor disparo.

BENZEMA (6): Extendió su buena dinámica goleadora pero su tanto, tardío, solamente sirvió para maquillar el marcador. Un cabezazo suyo fue la única llegada de peligro del Real Madrid en el primer acto. Bajó al centro del campo buscando balón y no desconectarse en punta pero no tuvo la influencia habitual que ejerce en los partidos y en el juego de sus compañeros.

---------------------------------------------------

RODRYGO (4): Entró al descanso buscando Ancelotti la reacción que no llegó. Molesto cuando el Barcelona abusó de la posesión y tocó rápido con los olés de la grada, dejó una patada a Busquets fruto de la impotencia, que le costó la amarilla. No generó nada en ataque.

CEBALLOS (4): Tuvo mayor presencia con balón con Modric, tras sustituir al croata, pero cometió un error grave en un balón cruzado que provocó el robo en zona de peligro de Gavi y el tercer gol. Se desquitó inventando la acción del gol madridista tras pedir siempre el balón para generar juego.

NACHO FERNÁNDEZ (4): Entró en el lateral derecho por Carvajal y estuvo duro y desacertado en un intento de centro cuando se incorporó al ataque.

ASENSIO (5): Nada más salir al césped buscó el gol, de fuera hacia dentro y con un zurdazo que detuvo Ter Stegen. Se movió por todas las zonas de ataque intentando cambiar el rumbo del partido.

Roberto Morales

(c) Agencia EFE