Cristian Pavón, de los 50 millones y el Mundial al "exilio sanador" en Los Ángeles

Goal.com
En 400 días, el 7 de Boca pasó de ser titular en la Selección argentina a perder lugar en Boca y comenzar una rehabilitación futbolística en la MLS.

Cristian Pavón, de los 50 millones y el Mundial al "exilio sanador" en Los Ángeles

En 400 días, el 7 de Boca pasó de ser titular en la Selección argentina a perder lugar en Boca y comenzar una rehabilitación futbolística en la MLS.

No tenía techo. Era indispensable para Guillermo. Brillaba en Boca, que lo había pagado 3 millones de dólares con 18 años, cuando apenas asomaba la cabeza en Talleres. Le dio rodaje en Colón y volvió listo. Lo elogió Messi. Fue al Mundial. Fue titular en los octavos de final ante Francia, el 30 de junio, hace exactamente 400 días. La dirigencia rechazaba ofertas de todo tipo y lo cotizaba en 50 millones de dólares. Pero, como un castillo de naipes, todo se derrumbó para Cristian Pavón y hoy la historia es absolutamente diferente.

MERCADO DE PASES DE BOCA

Primero en la T, luego en el Sabalero y, cuando llegó al Xeneize en el 2015, el vértigo fue su principal característica a la hora de ser punzante por derecha, con llegada al arco rival, asistencias y mucho gol. Incluso más que el Mellizo, el dueño de la 7 en la historia moderna del club de la Ribera. Era inimaginable este presente, comenzando un "exilio sanador".

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Pavón ya es refuerzo de Los Ángeles Galaxy -resta el anuncio oficial-, donde se vuelve a encontrar con Barros Schelotto, otra de las cabezas que rodó tras el 2018 negro, donde las finales contra River taparon cualquier otra cuestión positiva. Y lo que iba a ser una venta, al menos de una parte del pase, finalmente fue un préstamo. En Boca todavía confían que es un jugador recuperable y no quisieron desprenderse por completo del cordobés.

"¿Quién "rompió" a Kichán?" es una pregunta sin respuestas. Que Sampaoli con aquel falso 9 de la derrota ante el campeón del mundo unas semanas después, que el Mellizo y su derrotero internacional, que las lesiones, que su cabeza que no soportó el clásico bajón y las exigencias post Superclásicos. Alfaro se propuso recuperarlo y no pudo. Carlos Tevez lo mimó para contenerlo y tampoco. La participación disminuyó, no se adaptó al nuevo estilo y el titular inamovible, que acumuló 70 partidos consecutivos entre los once iniciales, dejó de ser considerado. 

Con la presión mínima que ofrece la MLS, al menos en relación al frenético fútbol argentino, Guillermo tendrá en sus manos la posibilidad de la rehabilitación. El Galaxy, que llegó a ofrecer 12 millones de dólares por el 5% del pase, finalmente deja 2 millones en las arcas xeneizes por los 18 meses que durará la cesión, con una opción de compra de 20 millones y cláusulas de salida en caso de volver las ofertas europeas, esas que lo cotizaban como el máximo proyecto de la Superliga.

Pero más allá del técnico, el futuro depende absolutamente de Pavón. Él debe volver a creer en sí mismo y ser el que se va de Boca con 128 partidos, 32 goles y 39 asistencias, además de cinco títulos, números que en otro contexto significarían esos millones que no fueron pero que, con 23 años, pueden volver a ser reales.

Otras historias