Van Dijk, De Jong y el resurgir de Países Bajos, contra Ucrania y Austria

EFE/EPA/ROBERT GHEMENT
EFE/EPA/ROBERT GHEMENT

Madrid, 30 nov (EFE).- Países Bajos resurge en el fútbol, de vuelta el próximo año a la Eurocopa, con una generación magnífica de futbolistas, como Virgil Van Dijk, Frenkie de Jong o Mattis De Ligt, y enfrentada en el grupo C del torneo a Ucrania, Austria y un rival aún por resolver en la repesca con Bucarest y Amsterdam como sedes.

En principio, salvo que Rumanía fuera la ganadora de sus eliminatorias, que entonces iría a este grupo, ese adversario saldrá entre Georgia, Bielorrusia, Macedonia del Norte o Kosovo.

Hasta el próximo año no se resolverá la incógnita del cuarto competidor, pero tampoco alterará las previsiones acerca del grupo; una prueba de fuego para Países Bajos para recuperar un papel de protagonista aún en duda por sus dos últimas ausencias del Mundial de Rusia 2018 y de la Eurocopa de Francia 2016.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

De aquellos dos golpes consecutivos ya se ha repuesto el campeón continental en 1988, revitalizado por un grupo de sensacionales y jóvenes jugadores dirigidos por Ronald Koeman, como el imponente Van Dijk, uno de los mejores defensa del mundo actual sin discusión; el fútbol de Frenkie de Jong, un líder en el medio campo; el talento de Donny Van de Beek; el relanzamiento de Memphis Depay; la llegada de Georginio Wijnaldum, goleador ocho veces en la fase de clasificación...

La fase anterior la atravesó como segundo de su quinteto, dos puntos por detrás de Alemania, a la que superó por ejemplo en un duelo directo en Hamburgo por 2-4. Fue una de sus seis victorias en ocho choques, en los que sólo concedió una derrota, precisamente ante la selección germana por 2-3.

En el grupo C se cruzará con Ucrania, que también ganó seis de sus ocho partidos de la ronda previa, aunque con el matiz de que no perdió ningún encuentro, que fue primera de su sexteto y que, además, lo logró por encima de la Portugal de Cristiano Ronaldo.

Jamás ha superado la fase de grupos de una Eurocopa, su límite en 2012 y 2016. Su objetivo es ir más allá, dirigida desde el banquillo por el histórico goleador Andriy Shevchenko, al que acecha a doce goles de distancia el extremo Andriy Yarmolenko, jugador de referencia de la actual selección ucraniana, con la que ha anotado 36 tantos.

Es la tercera Eurocopa, mientras, para Austria, tras una fase de grupos en la que fue renqueante, de menos a más, y en la que acabó segunda gracias sobre todo al impulso generado por el joven Konrad Laimer y por Marcel Sabitzer.

Ambos del Leipzig alemán, han activado un estilo de juego más ofensivo y directo, en el que también han participado con éxito otros nombres importantes como Valentino Lazaro, actualmente en el Inter de Milán.

Junto a esta nueva generación, Austria sigue contando con veteranos como David Alaba y Marko Arnautovic, que con 14 y 26 goles siguen siendo los máximos anotadores de la selección.

Otras historias