Dinamarca se plantea abandonar la FIFA tras la polémica de los brazaletes arcoíris

El presidente de la FIFA, Gianni Infantino.
El presidente de la FIFA, Gianni Infantino.

El presidente de la FIFA, Gianni Infantino.

Sigue la polémica extradeportiva en medio del Mundial de Qatar. Este miércoles, justo antes de comenzar el partido de Alemania contra Japón, se ha conocido que Dinamarca estaría lista para discutir una posible salida de la FIFA tras la disputa por los brazaletes arcoíris con el lema One Love.

Según publica The Athletic, la federación danesa lleva la voz cantante para abandonar el organismo. El CEO de la Federación Danesa, Jakob Jensen, explicó que la tarjeta amarilla habría sido la sanción más pequeña en caso de haber salido con el brazalete.

Jensen contó que el pasado 21 de octubre fue Inglaterra la que pidió una reunión de emergencia con la FIFA para solucionar este asunto pero el organismo que preside Gianni Infantino habría amenazado con, como mínimo, sacar una tarjeta amarilla.

El representante danés también señaló que se habría discutido si existe una base legal para sacar una amarilla al capitán por llevar un brazalete con este lema. “Podría haber impedido que el capitán entrara al campo u otra sanción. Esto es lo que hay”, se resignó.

Así y como publica el mencionado medio, Dinamarca declaró que no apoyaría a Infantino en su reelección. “Hay elecciones presidenciales en la FIFA. Hay 211 países en la FIFA y tengo entendido que el presidente actual tiene declaraciones de apoyo de 207 países. Dinamarca no está entre esos países. Y nosotros tampoco lo vamos a ser”, afirmó el presidente de la Federación danesa, Jesper Möller.

Incluso el propio dirigente danés llegó a plantear la posibilidad de dejar la FIFA, algo que, según The Athletic, estaría dispuesto a abordar con los 55 estados miembros de la organización.

“Tengo que pensar en la cuestión de cómo restaurar la confianza en la FIFA. Debemos evaluar lo que ha sucedido y luego debemos crear una estrategia, también con nuestros colegas nórdicos”, aseguró.

Esta decisión, según publica el portal Sportnew, estaría también apoyada por Inglaterra, Gales, Bélgica, Países Bajos, Suiza y Alemania.

Alemania reta a la FIFA

Alemania también ha plantado cara a la FIFA. Los futbolistas del combinado germano se han tapado la boca durante la foto previa al inicio del partido de su debut contra Japón para protestar contra la amenaza del organismo de Infantino.

Hasta última hora estaba la duda de si incluso su capitán, Manuel Neuer, iba a lucir el brazalete con la bandera arcoíris y el lema One Love durante este partido inaugural. Al final, ha llevado uno con el mensaje “Fuera discriminaciones”.

Los que sí que lo han hecho han sido el presidente de la Asociación Alemana, Bernd Neuendorf, y la ministra federal del Interior y para la Patria de Alemania, Nancy Faeser, que han llevado en el palco un brazalete blanco y el lema One Love.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR