La reveladora confesión de Novak Djokovic tras su controvertida sanción

Tras conquistar su tercer título en la temporada, Novak Djokovic analizó lo que fue su semana en el ATP 250 de Tel Aviv y aseguró que intentará aprovechar este gran impulso para lo que se viene en el circuito en las próximas semanas.

"Todo lo que experimenté esta semana fue muy positivo, todo lo que viví con la gente de Israel fue maravilloso, no puedo estar más agradecido. Para mí fue más que un torneo", manifestó el ex número 1 del ranking en rueda de prensa.

En ese contexto, el serbio de 35 años se refirió a la motivación que encuentra en disputar un ATP 250: "No había jugado un torneo en tres meses, por lo que para mí era una motivación extra el poder hacerlo bien. Especialmente porque la gente ha sido muy amable y me ha apoyado mucho durante esta semana".

Además, tiene claro que esta motivación extra le ha de ayudar para lo que queda de año. "Durante esta semana creo que desplegué un gran nivel, espero que todo esto me sirva de cara a las próximas semanas para sumar nuevas victorias y luchar por nuevos trofeos", añadió Novak, quien se impuso ante el croata Maric Cilic en la final.

Con respecto a su preparación, el actual 7° del mundo aclaró que "cada temporada es diferente", pero que al final "todo afecta dentro de tu cabeza y en tu habilidad para competir en estos niveles, así que la concentración es imprescindible".

El próximo compromiso del último campeón de Wimbledon será el ATP 500 de Astana, torneo en el cual será el cuarto favorito y donde competirán varias figuras como el español Carlos Alcaraz, líder del ranking, y el ruso Daniil Medvedev.

En el horizonte se sitúan las ATP Finals, que este año se disputan en Turín. Djokovic, como vigente campeón de Wimbledon, solo necesita terminar entre los 20 primeros del mundo para asegurarse su presencia. Algo que tiene prácticamente en el bolsillo, aunque todavía no asegurado matemáticamente.

Vídeo | Djokovic vs. Cilic (6-3, 6-4)