El clásico no se debe jugar en el Camp Nou el 26-0: no es seguro y sería una reivindicación independentista

Me cuesta mucho, pero mucho, entender que alguien en este momento esté en contra de que el clásico del 26 de octubre no se juegue en el Camp Nou. Dada la situación actual de Cataluña, un Barça-Madrid el mismo día en el que está previsto que se celebre una multitudinaria manifestación por la sentencia del procés es un peligro innecesario y fácil de evitar.

Después de varios días de violentas protestas en la calle, la llegada a la Ciudad Condal de un equipo que es visto como el enemigo y como la representación del, por muchos, odiado estado español puede provocar una violencia que no sabemos a dónde puede llegar. Quizás no pase nada y la protesta se centre en la manifestación. O quizás sí. Ante la duda, ¿por qué arriesgarse?

Pancarta independentista durante un partido en el Camp Nou (REUTERS/Albert Gea)
Pancarta independentista durante un partido en el Camp Nou (REUTERS/Albert Gea)
Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Lo que tengo claro que ocurrirá es que si el partido se juega en el Camp Nou, se convertirá en un aquelarre independentista, un escenario perfecto para exhibir constantes esloganes políticos. Habrá banderas, pancartas, gritos constantes. Cada aficionado irá con un guion para seguir instrucciones precisas y convertir un precioso partido de fútbol en un mitin político del independentismo. Y eso, en el mejor de los casos, pues no descartaría invasiones de campo, agresiones fuera del estadio y vaya usted a saber qué.

Como me da que los incidentes de esa manifestación del 26-O van a ser inevitables, lo más lógico es que no se eche más leña al fuego, que el fútbol no sea excusa para más violencia, para más tensión descontrolada. Y dado que entiendo por qué el Barça no quiere que se aplace (se ha convertido en un arma política del independentismo) me hubiera gustado que el Real Madrid comprendiera que los intereses de todos y la seguridad en general es más importante que cualquier motivo deportivo.

También te puede interesar:

De que se cuestionara el puesto de Zidane a líderes tras el Pizjuán y el Wanda

La Liga es una tiranía de Madrid, Barça y Atlético

Hazard tiene que ser el Messi del Real Madrid

Otras historias