El declive de Messi

Yahoo Deportes
Leo Messi, un lustro largo cayendo en barrena. (Foto: AFP)
Leo Messi, un lustro largo cayendo en barrena. (Foto: AFP)

La pasada semana, en vísperas del FC Barcelona – Liverpool, Ernest Folch volvió la mirada hacia un hallazgo que, incomprensiblemente, había pasado inadvertido hasta entonces para prensa y aficionados: “En una entrevista exclusiva con este periódico, Messi explicó hace unos meses por primera vez que comía pan con tomate”, reivindicó el director de ‘Sport’ en una columna titulada ‘Catalunya, en deuda con Messi’.

Quizá —sólo quizá— sea exagerado reclamar para esta revelación un poco de cariño en los próximos Premios José Ortega y Gasset de periodismo, pero en estos tiempos de intertextualidad desenfrenada, con todos los portales deportivos vigilándose sin disimulo y replicando unos los contenidos de otros… ¿Cómo pudo esto pasar inadvertido? Resulta incomprensible que hayamos tenido que enterarnos así, y aún más increíble es que nadie haya relacionado la gran temporada de Messi con su sentida ingesta de ‘pa amb tomàquet’.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Tras sus dos goles al Liverpool, Messi fue portada hasta en el ‘As’, que le proclamó “Papa del fútbol” (‘Papa’, dos veces ‘pa’, ‘sense tomàquet’ en este caso). Fumata blanca en toda regla en una de las últimas portadas de Alfredo Relaño, que abandonará la dirección del diario a final de mes, en vísperas de esa final de la Champions que seguramente —esta noche se verá— jugarán el Barça y Messi. Un futbolista cuyo declive llevan anunciando algunos periodistas casi desde los tiempos de Gamper.

“Lo voy a decir en la jornada 2 de la Liga 17-18: creo que ha comenzado el declive de Messi… (Dicho con todo el cariño y el respeto)”, tuiteó Manu Sainz, redactor de ‘As’, en la fecha indicada. Una obra maestra rotunda que supera ya los 36.000 retuits (aún se puede ver surcando ‘timelines’, desafiando al tiempo, en las grandes noches del argentino) y que el autor ha explotado incluso en forma de camiseta para tratar de coger las riendas del meme.

Pero habíamos dicho que el arte de denostar a Messi es casi coetáneo de Sun Tzu, así que retrocedamos un poco más. En septiembre de 2014, va para un lustro, otro periodista de ‘As’, Tomás Roncero anticipó ya el ocaso: “Messi no te mete tres goles como antes. Messi ya no puede apoderarse de un partido como antes, porque ya no tiene el físico que tenía antes. Messi ya no te hace un slalom llevándose a cinco”.

Messi acabó aquella temporada sin ninguna medalla en slalom, pero con una Liga, una Copa y una Champions.

Es cierto que en algunos pasajes del curso había motivos para pensar que el Barça no enfilaba precisamente el camino del triplete, pero nadie lo vio tan negro como el propio Relaño. En enero de 2015, tras la (como se vio luego) catártica derrota del Barça en Anoeta, escribió en su columna diaria:

[9-I-2015] “El Barça está hecho un lío. Hace no tanto que Guardiola se escapó de allí. Entre las varias posibles causas que los ‘barçólogos’ apuntaron, la más firme de todas me pareció que no veía forma de hacerse con Messi. […] Lo que no ha cambiado es su excelencia con el balón. ¿O sí? Ganó cuatro balones de oro consecutivos, pero el último lo ganó Cristiano Ronaldo, que ahora quizá repita. ¿Y entonces…? Messi sacude ahora las paredes de un Barça en el que todo resuena a hueco. Luis Enrique no es lo más esclarecido del espacio antropológico culé. Sólo a alguien como Zubizarreta se le pudo ocurrir contratarle. Bartomeu es el suplente de un resentido, Rosell, que llegó al Barça sin más Norte que dejar en ‘off-side’ en lo que pudiera a Laporta. Al final de todo, lo que queda del Barça es una nave extraviada cuyas tripas devora Messi, un ‘alien’ al que convendría desembarcar cuanto antes, en el Chelsea o donde sea. Pase lo que pase, lo que sí me temo que el tiempo de Messi en el Barça ya ha acabado”. [Alfredo Relaño / As]

Relaño no sólo acuñó el término ‘Villarato’. Como se ve, también inventó el ‘anti-spoiler’.

Otras historias