El ídolo filipino Manny Pacquiao se convierte en un auténtico líder en la lucha contra el coronavirus

Yahoo Deportes
Manny Pacquiao hablando durante una conferencia de prensa celebrada el martes 21 de mayo de 2019 en Nueva York. (AP/Andres Kudacki)
Manny Pacquiao hablando durante una conferencia de prensa celebrada el martes 21 de mayo de 2019 en Nueva York. (AP/Andres Kudacki)

A veces la pasión que sienten los filipinos por Manny Pacquiao puede llegar a ser desconcertante. Por ejemplo, si en una conversación online sobre los mejores luchadores de la historia del boxeo no se menciona a Pacquiao, es probable que varios de sus compatriotas se unan al chat para quejarse.

Sin embargo, en momentos como este, cuando el campeón mundial de ocho divisiones y senador filipino está donando kits de prueba para el coronavirus, equipos de protección para los sanitarios e incluso autobuses para trasladar a los trabajadores, es más fácil comprender esa adoración.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Pacquiao, que actualmente posee un título peso wélter del AMB, ha dado un gran paso en la batalla contra la pandemia mundial. 

Pacquiao no solo detuvo su carrera en el boxeo y donó dinero para ayudar a combatir al virus, sino que le dijo al Manila Bulletin que trabajará codo a codo con los ciudadanos filipinos donde tenga que hacerlo, aunque ello implique poner en riesgo su salud. Dijo que necesita estar al frente y en el corazón de la lucha contra el coronavirus.

“Si eres un líder, tienes que ser un líder”, le dijo Pacquiao al Manila Bulletin. “Tienes que guiar a las personas y dejar que la gente sepa que estás con ellas. Crecí siendo pobre. Sé lo que sienten”, replicó.

Su habilidad en el ring de boxeo fue lo que lo condujo a ocupar un papel protagónico en la nación de 100 millones de personas. Sin embargo, Pacquiao se ha convertido en un ídolo en casa por su dedicación a sus conciudadanos y su disposición y entusiasmo a la hora de compartir su riqueza para ayudar a los más necesitados.

En Filipinas, ha donado dinero para viviendas, hospitales, escuelas e iglesias, entre otras cosas. Sin embargo, no suele ponerse en riesgo, como está haciendo ahora en la lucha contra el coronavirus.

Le dijo al Manila Bulletin que no tiene miedo a morir y que quiere estar donde su ayuda sea más necesaria.

Sin embargo, también debe seguir los consejos de los expertos médicos, porque es esencial para la sensación de bienestar del país.

No obstante, es un líder en el verdadero sentido de la palabra.

Sus manos rápidas y su poder para dejar nocaut a sus contrincantes lo llevaron al centro de la atención pública, pero es su amabilidad, humanidad, generosidad y disposición a poner los intereses de sus compatriotas por encima de todo lo que lo ha convertido en un ídolo.

Kevin Iole

Otras historias