España se exhibe, Croacia cumple y Dinamarca queda al borde de la eliminación

Trondheim (Noruega), 13 ene (EFE).- La selección española de balonmano volvió a demostrar que está dispuesta a revalidar el título continental que conquistó hace dos años en Croacia con una nueva contundente victoria, en una jornada en la que Dinamarca se situó al borde la eliminación, tras empatar 24-24 con Hungría.

Y es que los vigentes campeones olímpicos y mundiales, que ya cayeron en la primera jornada (30-31) ante Islandia no dependen de sí mismo para continuar en la competición.

Aunque incluso pudo haber sido peor para el conjunto nórdico, que perdía por dos goles (21-23) a falta de menos de nueve minutos para la conclusión del encuentro.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Un tiempo en el que Dinamarca sacó todo el carácter que le había faltado hasta ahora en el torneo y logró dar la vuelta a la contienda, para entrar en los últimos tres minutos de juego con una ventaja de un tanto (24-23) en el marcador.

Pero Hungría, un equipo que parece más pensado para el Europeo que se disputará dentro de dos años en su país que en este, no estaba dispuesta a dilapidar todo el buen trabajo realizado y tras igualar de nuevo el duelo, dispuso, incluso aún, de un último lanzamiento para ganar.

Sin embargo, el golpe franco de Zoltan Szita se estrelló en los brazos de los defensores daneses. Un mínimo consuelo que necesitan vencer el próximo miércoles a Rusia y esperar que Islandia gane a Hungría para poder disputar la segunda fase.

En este sentido, los daneses contará con la ventaja de que Islandia, que este lunes se impuso por un claro 34-23 a Rusia, en un partido en el que no necesitó al contribución de su gran estrella, el barcelonista Aron Palmarsson, que cerró el choque con cero goles, necesita vencer a los magiares para acceder a la segunda ronda con loa máximos puntos posibles.

Tal y como logró Croacia, que pese a tener ya la clasificación asegurada, no bajó lo mas mínimo la intensidad, para imponerse este lunes por 21-24 a Serbia, en un choque en el que las paradas de Marin Sego y los goles del central Domagoj Duvnjak, autor de cinco dianas, condujeron a los croatas al pleno de victorias,

Acompañará en la segunda fase a Croacia como segundo clasificado del grupo A, la selección de Bielorrusia, que no dio ni la más mínima opción a Montenegro, tras imponerse por un claro 27-36 a los balcánicos en un encuentro en el que ambos conjuntos se jugaban su continuidad en el torneo.

Liderados en ataque por el extremo Mikita Vailupau, máximo realizador del partido con siete dianas, y el pivote Artsem Karalek, que firmó cinco tantos, el equipo bielorruso dejó ya sentenciado el encuentro (11-17) al descanso.

Al igual que hizo España, la vigente campeona continental, que cerró la primera fase con pleno de victorias, tras imponerse este lunes por un contundente 25-36, en una nueva exhibición de los de Jordi Ribera.

De hecho, el conjunto español, es hasta el momento junto con Noruega las dos selecciones que mejores sensaciones han dejado, en un torneo en el que los grandes favoritos no están siendo capaces de refrendar su papel.

Como por ejemplo Alemania, que se selló su pase a la segunda ronda con una ajustada victoria (27-28) sobre Letonia, en un encuentro en el que los germanos acabaron pidiendo la hora, tras dejarse escapar una renta de hasta siete goles (17-24) mediada la segunda mitad.

Javier Villanueva

Otras historias