Las estrellas de Catar: Mbappé va por un nuevo abrazo a la gloria con Francia

Entre la marea de estrellas que participarán en la Copa Mundial de Catar 2022, Kylian Mbappé será, sin dudas, la que mejor llegará a esta cita. Esto gracias a su figura, nivel, juventud y, por sobre todas las cosas, su chapa de campeón defensor del título con Francia en el certamen.

En tan solo su primera aparición en la cita internacional, el delantero tomó la responsabilidad de ser uno de los guías de Les Bleus hacia su segundo título en la competición, en Rusia 2018, después de la primera conquista en 1998, y con apenas 19 años. Ahora, llega más maduro y asentado como fenómeno en la élite, para hacer soñar al combinado galo con el bicampeonato.

CÓMO LLEGA CON SU SELECCIÓN

Kylian Mbappe
Kylian Mbappe

Para ganarse su lugar en esta edición del Mundial, Francia forjó un camino a la altura de su condición de última campeona. Tal es así que sacó a relucir su dominio y se mostró imbatible a lo largo de las Eliminatorias Europeas, quedando invicta en los ocho juegos del Grupo D.

En una zona que compartió con Ucrania, Bosnia-Herzegovina, Finlandia y Kazajistán, no tuvo problemas para finalizar como líder, con 18 puntos, gracias a sus cinco victorias y tres empates. De esta suma de triunfos, evidenció haber pisado el acelerador en el cierre, ya que tres sucedieron en las últimas jornadas.

Hablar de Mbappé es referirse a una de las máximas figuras del seleccionado de Didier Deschamps. Es por es que el atacante se hizo notar en el recorrido hacia la cita, con cinco goles, que lo ubicaron apenas detrás de Antoine Griezmann (6) en la tabla interna de goleadores, y dos asistencias.

Sin embargo, en el medio de su trabajo por la clasificación, Francia padeció un duro golpe en la EURO 2020 y que lo rodeó de dudas. Después de haber liderado un reñido grupo junto a Alemania, Portugal y Hungría, se vio sorprendida por Suiza, que la desplazó de la ruta por el título continental en octavos de final, en los penales, tras sufrir un agónico 3-3

En este torneo, el jugador de Paris Saint-Germain no convirtió y, para colmo de males, quedó en el ojo de la tormenta por la eliminación. Es que fue quien falló el quinto y decisivo tiro desde los doce pasos de los galos, el que resultó condenatorio.

De esta situación, y que confesó hace un tiempo, estuvo al borde de renunciar por comentarios muy negativos hacia su persona. Sin embargo, el delantero se mantuvo y supo sacar adelante el momento con los franceses, consiguiendo el boleto a la Copa del Mundo y la obtención del trofeo de la UEFA Nations League.

Aunque, en términos de resultados, esto duró un suspiro. Tras buenas actuaciones por Eliminatorias y amistosos, los de Deschamps cayeron notablemente en la actual edición del certamen continental. Al punto que rozaron el descenso a la Liga B, por su balance de un éxito, dos igualdades y tres caídas. Esto, claro, lo dejó sin presencia en el Final Four y, como consecuencia, sin defensa del título.

SU HISTORIAL EN MUNDIALES

Kylian Mbappé Goles en el Mundial de Rusia 2018 11182022
Kylian Mbappé Goles en el Mundial de Rusia 2018 11182022

La historia de Mbappé en Mundiales es breve, aunque eso no quita que sea excelente. Pues, como fue mencionado, el nacido en París solo tiene en sus registros como única presencia en una Copa del Mundo la pasada en Rusia, en 2018, y que finalizó de una manera soñada.

Después de haber debutado en la Selección Mayor de Francia, con poco más de 18 años, en 2017, el delantero se ganó la convocatoria para el torneo internacional, lo que fue inevitable, luego de haber irrumpido en la élite. A la presión que conllevaba esta oportunidad, se le añadió ser una las piezas más importantes y el encargado de portar el N°10.

¿Un peso? En absoluto. El atacante fue uno de los estandartes para que Les Bleus regresen a la gloria, tras la única conquista, hasta entonces, conseguida como anfitriones del Mundial, en 1998. Lo curioso es que, en esa obtención del trofeo, Kiki ni siquiera había nacido. Esto recién sucedería el 20 de diciembre.

Su preponderancia en la cita ecuménica fue notable. De los siete partidos en el recorrido al galardón, el delantero fue partícipe en todos y apenas en uno no fue titular. La cuota goleadora estuvo presente, con cuatro tantos, que lo integraron al grupo de cinco escoltas en la tabla de máximos goleadores del certamen, entre los que figuró su compatriota, Griezmann.

Con la foto con el trofeo en alzas como portada, la película de la actuación de Mbappé dejó momentos para el recuerdo, con sus festejos cruzado de brazos, sus lujos, la memorable corrida ante Argentina, en octavos de final, y su anotación, para el 4-2 sobre Croacia, en la final. Además, quedó la imagen con el premio a Mejor Jugador Joven de la competencia.

SU 2022 A NIVEL CLUBES

Al 2022 le falta un tramo para su finalización, pero, desde ya, puede asegurarse que fue ruidoso para Kylian Mbappé y, en especial, fuera de las canchas. Es que, en el primer semestre, su nombre estuvo en boca de todos por la elección de uno de dos caminos: quedarse en el PSG o partir hacia Real Madrid.

Previo a la temporada 2021-22, el delantero estuvo a punto de fichar para el Merengue, considerado un equipo preferido en su infancia. Sin embargo, esto se frustró y siguió en el cuadro capitalino para lo que era su última campaña, dada la culminación de su vínculo en el equipo francés.

Más allá de la llegada de Lionel Messi y la formación de un tridente estelar junto a Neymar, no hubo otro tema de debate que la situación del atacante, en los primeros meses. A esto, los Blancos se mantenían tocando la puerta de manera constante.

En medio de esta situación, Mbappé sufrió la dolorosa eliminación en la UEFA Champions League, en octavos de final, justamente contra el equipo tentación, el Madrid. Esto ocasionó muchas dudas en el curso, y más por la conformación de un plantel rutilante para cumplir el objetivo de lograr la primera Orejona, lo que apenas se maquilló con la recuperación de la corona en la Ligue 1.

En el reciente mercado de pases, de mediados de este año, el futbolista tomó una decisión. Cuando parecía que todas las rutas lo conducían a España, optó por renovar por una millonaria suma en el Paris, acordó la extensión de su contrato hasta 2025.

Tras estampar su firma, sintió el cambio de aires, acompañado también por el sucedido en la directiva del PSG, con el arribo de Luis Campos como reemplazante de Leonardo en la dirección deportiva, y el ocurrido en el banco de suplentes, a partir de la llegada de Christophe Galtier, en lugar del argentino Mauricio Pochettino.

En una presente temporada en los parisinos todavía no conocieron la derrota, Kylian se posiciona como el máximo goleador del equipo con 19 tantos, por todas las competiciones, y el segundo entre los jugadores de las cinco principales ligas. El gris se dio en la Champions, en la que, pese a la buena racha, su conjunto se dirigió a octavos como segundo de su grupo, detrás de Benfica, que le ganó por una diferencia en goles de visitante. Su rival en esta instancia será Bayern Munich.

En todos los sentidos, el año calendario de Mbappé ha sido resonante. De todos modos, supo afrontarlo a fuerza de concentración y profesionalismo dentro del campo: posee 43 conversiones, en 42 partidos disputados (40 como titular) con el conjunto de la capital, en este 2022.

OBJETIVO EN CATAR

kylian mbappe - cropped
kylian mbappe - cropped

Será cuestión de ambición por parte de Mbappé, para lo que pueda proyectar para esta Copa Mundial. Es que la consagración en 2018 lo hizo tocar el cielo con las manos y a una corta edad que, tranquilamente, podría dar por realizado a cualquier otro futbolista.

Lo cierto es que, en la mente del francés, la idea es clara y la búsqueda del bicampeonato es lo principal en el radar, teniendo en cuenta que esta oportunidad lo encuentra con 23 años, más crecido, y con pleno conocimiento no solo de lo que es afrontar un certamen de esta índole, sino también ganarlo.

Hacer un buen papel es una obviedad en las metas del jugador de Paris Saint-Germain, por lo que apuntará de lleno a un nuevo éxito en el seleccionado y adentrarse aún más a la historia grande del fútbol, el que, además, significaría lo inédito en la competición y la ruptura de la maldición de levantar el trofeo en dos ocasiones seguidos, algo que solo conocen Italia (1934 y 1938) y Brasil (1958 y 1962).

Foto: Getty Images