La F1 trabaja en un plan B con Portugal e Imola

Roberto Chinchero
·2 min de lectura

El pasado mes de diciembre, la FIA y Liberty Media anunciaron el calendario de Fórmula 1 para la temporada 2021 con un total de 23 carreras en un intento porque la la máxima categoría regresase a la normalidad tras un complicado 2020 en el que la campaña se concentró en Europa y Oriente Medio.

Las veintitrés carreras confirman los contratos suscritos por la Fórmula 1 con los circuitos que pagan para albergar un Gran Premio, y las fechas indicadas son las pactadas en el contrato. Pero de manera realista es muy difícil suponer que el calendario anunciado será el camino real de la Fórmula 1 en 2021 considerando la situación mundial por la pandemia por COVID-19.

Por el momento, aún no ha llegado ninguna comunicación oficial, pero parece claro que la primera fecha programada en Australia se pospondrá, y que la temporada comenzará en Bahréin, aunque esta no es la única modificación.

También puedes leer:

La F1 analiza volver a los horarios antiguos en 2021 Bahrein adelanta a Barcelona como sede de la pretemporada 2021 de F1 Haas explica el motivo no económico del fichaje de Schumacher y Mazepin

Según la información a la que ha tenido acceso Motorsport.com, tras la salida de Vietnam del calendario, el viaje a Shanghái también corre un gran riesgo y ya se ha puesto en marcha un plan 'B' para el mes de abril, que sin el Gran Premio de China estaría sin eventos.

Los rumores hablan de volver a incluir en el calendario dos carreras que estuvieron presentes en 2020 pero, que no lo están en el calendario 2021 y sería competir en Portimao (11 de abril) e Imola (25 de abril).

Esta propuesta resulta creíble teniendo en cuenta la retroalimentación positiva que obtuvieron estas carreras tras la experiencia del año anterior.

Pero estos no serán los únicos cambios respecto al calendario presentado en diciembre, ya que hay quienes esperan que se confirme una nueva versión en las próximas semanas, con modificaciones especialmente en el primer semestre según información que llega de algunas pistas que están en esa parte del calendario.

El único punto fijo (aparte de Bahréin) en este momento es Europa. Exactamente como hace doce meses la Fórmula 1 podría concentrar su primera mitad de temporada en el viejo continente a la espera de evaluar cómo evoluciona la situación por la COVID en el mundo para tener más claro el panorama del segundo semestre.  

Este planteamiento confirmaría lo decidido por el Gran Premio de Australia, que pronto debería anunciar el aplazamiento de la carrera al otoño, con la esperanza de que la situación general relativa a la pandemia mejore, permitiendo que las fronteras se abran.