Fagúndez lamenta la salida de su amigo Coelho: “Me dolió cuando se fue a Peñarol”

DANTE FERNANDEZ/AFP via Getty Images

Tras haberse consagrado campeón del último Campeonato Uruguayo, en Nacional afinan detalles de cara a la temporada que iniciará en unos días. Antes, Franco Fagúndez habló sobre su cotización, haber tenido de compañero a Luis Suárez y su amistad con Leonardo Coelho.

El delantero del Bolso se refirió a los 8 millones de dólares en el que está tasada una futura venta suya según José Fuentes. “Cuando el presidente dijo eso, lo tomé bien. Era inesperado porque era el tercer delantero detrás del Puma (Gigliotti) y el Colo (Ramírez)”, admitió.

Y añadió: “Después, minuto a minuto, me fui haciendo mi lugar y terminé siendo importante”. Precisamente, al respecto el futbolista de apenas 22 años afirmó: “La plata nunca me movió. Cuando se dijo que valgo eso lo tomé con calma y no se me subió nada a la cabeza”.

“Lo que me ha traído hasta acá para ser el jugador que soy fue la humildad. Trato de mantenerme siempre así, con perfil bajo, humilde y callado. El color y eso no me gusta”, sostuvo. Por otra parte, comentó lo que significó tener como compañero al Pistolero.

“El equipo estaba bien, pero su venida nos hizo un bien tremendo. Nos dejó la enseñanza de tener ambición de ganar, de estar fuerte de cabeza y de estar dedicado 100 por ciento al deporte, a tu trabajo. Por eso hoy él es lo que es”, remarcó sobre el actual jugador de Gremio.

En tanto, también opinó sobre la sorpresiva salida de Coelho, su amigo, a Peñarol: “No soy quién para juzgar a nadie. Tengo una amistad de hermanos y me dolió cuando se fue a Peñarol porque habíamos salido campeones en Nacional y soñábamos con jugar juntos este año”.

Sin embargo, eligió la sensatez para tratar de entender la elección de su colega para pasar de un lado a otro. “Pero detrás de cada jugador hay una familia. Yo le dije que no lo haría, pero él lo hizo por su familia. Es un tipo de 30 años y con dos hijos, y no tiene la vida resuelta”, dijo.

A su vez, comentó lo que le transmitió en plenas gestiones con el Manya: “Le dije ‘No me queda otra que apoyarte porque sos mi amigo, pero no estoy de acuerdo con la decisión que tomaste. Si para vos es lo mejor, dale para adelante y que sea lo mejor para vos y tu familia’.

“Yo jamás jugaría en Peñarol, pero él es extranjero y buscó lo mejor económicamente por su familia”, completó. Y Fagúndez advirtió a Coelho de cara a los clásicos: “Tengo una amistad muy linda, pero ya le dije que lo voy a partir al medio. Durante 90 minutos lo voy a masacrar”.

Foto: DANTE FERNANDEZ/AFP via Getty Images