Fey y la historia de cómo la mercadotecnia la llevó a cambiarse la edad

·5 min de lectura

Por Luis Moreno

Aunque Fey tiene ventas de millones de discos, varios premios (incluyendo un par de Billboard de la música latina) y récords de audiencia, hay un tema que desde el inicio de su carrera ha levantado discusiones y hasta leyendas urbanas: su edad. Con el paso del tiempo se ha confirmado que durante su primera etapa en el medio fingió tener menos años de los que en realidad tenía. Si bien en la actualidad es un caso cerrado, en su momento esto causó inquietud en ella y en parte de sus admiradores. Durante mucho tiempo la cantante fue reservada para hablar sobre ello, pero esto cambió y finalmente reveló cómo se tomó aquella determinación.

En realidad la historia es menos elaborada y obscura de lo que en su momento se rumoró. Es evidente que el cambio de edad fue por cuestiones de mercadotecnia, la forma en que ocurrió fue un tanto fortuita y no se tuvo en cuenta la opinión de Fey.

Fey es una de las cantantes mexicanas más exitosas de los años 90 (Fotografía: AP Photo/Marco Ugarte)
Fey es una de las cantantes mexicanas más exitosas de los años 90 (Fotografía: AP Photo/Marco Ugarte)

En entrevista con Yordi Rosado, Fey comentó cómo se dio el cambio. La idea fue de Toño Berumen, su representante por aquel entonces, famoso también por su trabajo con Menudo y Magneto. Fue él quien le hizo saber a la gente de Sony que Fey tenía 17 años al comienzo de su carrera. La cantante no se enteró de esto hasta su primera entrevista, la cual fue realizada por la propia disquera.

En ella el entrevistador hizo referencia a su “corta edad de 17 años”, lo cual la tomó por sorpresa, pero cuando iba aclarar que ella tenía 21 años, Berumen intervino para sostener la mentira. Un rato después, el representante le explicó a Fey lo importante que era mostrarla como una menor ante su público, ya que la mayor parte de este pertenecía a ese rango de edad.

Hoy en día Fey califica aquel episodio como una “tontería”, aunque el asunto de su edad fue durante mucho tiempo, y hasta la fecha, un elemento recurrente en las pláticas que se tiene sobre su carrera.

“Perdón que les quite la ilusión a los que nos ven, pero el 99.9% de la personas del medio artístico no tiene la edad edad y el nombre que conocemos, lo cual me parece hasta sano porque puedes mantenerte un poco desvinculado del personaje”, comentó Fey con el conductor.

Más adelante Fey agregó que no aunque no le parecía relevante decir que tenía una edad diferente, ella era consciente de que el público percibía que algo no cuadraba:

“Soy muy mala para decir mentiras, no se me da, cuando me preguntaban por mi edad, que algo no cuadraba. Me río y me reía de que les importara tanto eso de la edad, era completamente absurdo”.

Los tiempos en que dijo la mentira, han quedado muy atrás y desde hace al menos tres años su trayectoria ha tenido un renacimiento, en parte por la nostalgia generalizada que ha habido por los años noventa que ella supo capitalizar con el 90's Pop Tour, pero también por su presencia en Instagram en donde sus fotos, irónicamente, muestran que el paso del tiempo le ha favorecido.

Su edad actual (47 años) pasa a segundo plano por lo bien que ha sabido cuidarse y por una personalidad carismática que ha reunido a sus fans de la primera época con otros tantos nuevos seguidores. Pero tanto su imagen como su trabajo son a fin de cuentas una muestra de su disciplina, un esfuerzo prolongado que aunado a su talento le permitieron llegar a los más alto en los noventa y que ahora le permiten vivir un segundo aire.

Desde muy joven Fey se sumergió de lleno en el trabajo sin escatimar nunca en recursos ni en horas de empeño. Durante la entrevista con Yordi Rosado, Fey también comentó anécdotas en las que salía a relucir lo mucho que daba de sí para alcanzar la fama y el éxito que finalmente obtuvo. Por ejemplo, su sentido de perfección era tal que practicaba sus coreografías incluso durante los viajes en avión, aun cuando estuviera desde su asiento con el cinturón de seguridad encima. Ningún momento se podía desperdiciar, su agenda estaba tan saturada que aprovechaba cualquier oportunidad para mejorar algún movimiento de brazos o cabeza que luego incorporar a sus shows.

Hubo un punto en que sin embargo notó que ya estaba agotada y que no lo disfrutaba tanto. Sus primeros tres discos lanzados en la segunda mitad de los noventa fueron los más exitosos, pero el ritmo fue tan vertiginoso que ya no era posible continuar así. Ahí se tomó una pausa y tras cuatro años de silencio sacó en 2002 el disco Vértigo. Este esperado regreso fue como un nuevo debut. A partir de entonces ya no sería más la chica inocente que pretendía tener menos años. Su madurez había llegado y ella lo aceptaba de la mejor forma. Si bien el éxito fue menor en comparación al bombazo de sus primeros años, de cierto modo ahora era más libre.

En la actualidad Fey vive en total plenitud al saber combinar su vida profesional con la personal, la cual tiene un pilar en su hija Isabella. Su ritmo de trabajo no ha disminuido, ni siquiera en tiempos de contingencia, en noviembre de 2020 presentará el Desnuda Tour, en donde interpretará sus éxitos en formato online, y en donde ya desde el concepto promete no guardar apariencias como hizo al principio de su carrera, sino mostrarse tal y cual es.

Consulta aquí la entrevista completa:

MÁS HISTORIAS QUE TE PUEDEN INTERESAR:

Eva Longoria pide disculpas tras decir que las latinas fueron 'las heroínas' en las elecciones en EEUU

La advertencia que hizo exnovia de Eleazar Gómez hace 3 años y nadie creyó

Johnny Depp: la caída al abismo de un ídolo

EN VIDEO: Mujeres roban joyas justo por debajo de las narices del vendedor