“La final de Milán hizo daño... Cualquiera hubiera caído, pero no el Atlético”, analiza Saúl Ñíguez en Goal

Han pasado apenas cinco años desde su debut en el Atlético de Madrid, y en tan poco tiempo, con apenas 22 años, Saúl Ñíguez [21 de noviembre de 1994, Elche] es ya un valor seguro donde quiera que vaya. Es el alma de España Sub-21, y un fijo para Albert Celades. Su influencia en el Atlético del Cholo Simeone es indiscutible, sea en la posición que sea. Y hasta Julen Lopetegui le dio ya la alternativa en la Selección Absoluta esta misma temporada. Otrora joven promesa, ahora Saúl es más que una realidad del fútbol español. Y en el horizonte, todavía muchos retos a la vuelta de la esquina con los que seguir creciendo: empezando por el Italia Sub-21 de este lunes en el Olímpico de Roma, el derbi en La Liga, los cuartos de Champions League ante el Leicester y, sobre todo, el Europeo Sub-21 de Polonia. Y el talentoso mediocentro los analiza todos en Goal.

No fue el gol de chilena al Madrid ni aquel al Bayern, pero buen resultado y buen gol ante Dinamarca este jueves…
“¡Sí! Muy contento, porque lo importante es sumar. Y el partido nos sirvió de mucho. No sólo es por el resultado, por la buena imagen, sino por muchas cuestiones tácticas, que eran puntos débiles que teníamos y poco a poco vamos mejorando en esas facetas. Seguro que éste y el próximo ante Italia nos van a servir mucho para preparar el Europeo”.


El partido ante Italia en el Olímpico de Roma es de relumbrón, desde luego, y parece que, poco a poco, España Sub-21 está más compenetrada y sólida. ¿Han podido estudiar ya a sus rivales en el Europeo: Portugal, Serbia y Macedonia?
“Aún no hemos analizado a los rivales. Queda tiempo, y al final tenemos que enfocarnos en nosotros, porque sabemos que tenemos muchas cosas que mejorar.  Al final el equipo va entrenando más conjunto, podemos practicar más cosas y luego eso se nota a la hora de los partidos”.

Debutó con la Selección Absoluta esta temporada. ¿Sabe a poco la Sub-21 después de estar con la Absoluta? ¿O con la EURO de este verano la ilusión se vuelve a disparar?
“Yo sólo pienso en la Sub-21, y todo lo que venga de la Absoluta es un premio. Pero tengo claro que nos ha costado mucho llegar a la EURO de Polonia y hay que disfrutar de este momento, que es muy importante. Puede ser la última vez que muchos de nosotros vistamos la camiseta de la selección española, y hay que defenderla como tal. Sentir que puede ser la última vez”.

Julen Lopetegui siempre viene a ver los entrenamientos de la Sub-21 y es quien le hizo debutar con la Absoluta. ¿Le ha contado sus planes con usted para la Absoluta?
“¡No! Sabe que puede contar conmigo siempre que quiera, y Celades sabe que estoy a su entera disposición. Y cuando me necesiten en la Absoluta iré con toda la ilusión a dar lo máximo”.


Debut con la absoluta, un pilar de la Sub-21 y 40 partidos ya con su equipo en la presente temporada. ¿Este curso ha sido el de la consolidación de Saúl, o cómo lo analiza usted a estas alturas?
“Bueno, mi temporada y la del equipo en general fue un poco irregular al principio. Poco a poco, vamos ganando confianza, seguridad. Y cuando el equipo está mejor, se nota también individualmente. Se me nota, creo. Y puede ser una temporada buena, porque queda lo más bonito aún”.

Este año ha jugado mucho como mediocentro, más que como extremo o interior. ¿Dónde se siente más cómodo?
“Lo que importa es estar en el once y ayudar al equipo. Me siento más cómodo en el centro, pero como Simeone, Julen y Albert saben, donde me necesiten, allí estaré para ayudar a mi equipo. Mientras que sea circunstancial, por lesiones o sanciones, está bien la polivalencia. Para un entrenador es importantísimo, porque le da mucha variedad, aunque al jugador también le gusta sentirse importante en una sola posición”. 

Hace un par de semanas se cumplían 5 años de su debut con el Atlético. Cuando mira hacia atrás, ¿en qué ha cambiado Saúl desde entonces y en qué le gustaría seguir progresando en el futuro próximo?
“Saúl ha evolucionado mucho en estos años. Tuve una etapa de crecimiento muy rápida y muy buena en mi cesión al Rayo Vallecano. Le estaré agradecido de por vida. Y luego en el Atlético, a base de trabajo y sacrificio, me he hecho un hueco en el once y en el club, y para mí es muy importante. Estar en el club que me ha dado siempre la oportunidad de crecer, donde han confiado en mí, poder estar y poder pelear por esta camiseta… para mí eso es muy importante”.

Tanto confían en su club que renovó el año pasado con el Atlético hasta 2021 en mitad de muchos rumores de traspaso. ¿Realmente estuvo cerca de salir? ¿Por qué decidió quedarse en el Atlético?
“Nunca estuve ni lejos ni cerca de marcharme del Atlético. Bueno, al principio sí que lo pensaba por salir cedido y tener minutos. Pero el año pasado no tenía ningún planteamiento, sólo pensando en jugar y en el equipo. La renovación viene un poco por estar jugando, por hacer las cosas bien, el club quiera hacerme una mejora, y yo estoy haciendo mis planes de futuro y de vida en el Atlético. Estoy contento. Estoy en Madrid. Todo está perfecto para que yo esté aquí”.

GFX Saúl


Su renovación fue en mayo de 2016, justo antes de la final de Champions League. ¿Cómo analiza la temporada de este año en el Atlético? ¿Por debajo de lo esperado, quizás? Seguramente a la hora de iniciar de nuevo esta temporada debió hacer daño la final de Milán…
“Hizo daño, sí. Hizo daño. Claro que sí. A cualquier persona le hace daño perder la final de la Champions League. Sobre todo, a varios jugadores por la de Lisboa también. Como a los aficionados, como a mí también. Vivir dos es muy doloroso. Ha costado mucho. Y como dice el Cholo, cualquier equipo hubiera caído seguro. Y nosotros estamos ahí, en lo más bonito de la temporada. Al principio fue irregular, sí, pero ahora llegamos al tramo importante con buenas opciones de conseguir un buen año”.

En dos semanas juega precisamente contra el Real Madrid, ¿cómo se toman ese partido después de la final de la Champions y del 0-3 de la ida en el Vicente Calderón? ¿Hay cierto ánimo de revancha?
“Queda mucho para eso todavía. Y tal y como estamos, que todos los partidos son finales, no podemos pensar en el derbi. Sino en la primera final que tenemos”.

Sin embargo, igual que ante el Sevilla hace una semana, esos partidos sí pueden marcar un antes y un después en el devenir del equipo…
“Bueno, el derbi es importante igual que el resto. Hay dos partidos antes en los que si no conseguimos los tres puntos en cada uno, no vale de nada el resultado ante el Real Madrid. Hay que ganar a la Real Sociedad, al Málaga, y luego ya tocará pensar en el derbi. No es un partido más, claro. Pero primero hay que pensar en la primera final que tenemos”.

Si el Real Madrid se lleva el derbi, ¿se acaba la Liga ahí?
“No nos preocupamos del Real Madrid, la verdad. Sólo nos importa la Real Sociedad, que es lo importante para nosotros”.


Después del derbi, les toca el Leicester en Champions. ¿A priori son favoritos para alcanzar la semifinal? Después de este sorteo, parece que la Champions es una buena oportunidad para hacer algo importante esta temporada…
“¡No! No nos consideramos favoritos contra el Leicester. Son los campeones de Inglaterra, sabemos cómo juegan, sabemos que nos pueden hacer mucho daño a la contra. Y será una eliminatoria muy complicada para los dos equipos. Va a estar muy igualada”.

¿Qué daría por estar en el Estadio Nacional de Gales el 3 de junio, en la final de la Champions?
“Daríamos mucho. Pero queda mucho. Hay que ir pasito a pasito. Es importante no perder esa filosofía de ir partido a partido, y así podremos intentar pensar en la final”.

Hablando de estadios, en el Vicente Calderón les quedan ya sólo seis partidos oficiales. Máximo siete si llegan a la semifinal europea. ¿Le gusta el cambio al Wanda Metropolitano?
“Es doloroso decir adiós al Vicente Calderón, que nos ha dado tantas alegrías. Pero también sabemos que es la evolución del club, que lo necesita, que va a ser un campo que nos va a hacer la vida más fácil a los futbolistas, a los aficionados, a todo el mundo. Va a ser mucho mejor”.

Ya por último, ¿cree que Griezmann llegará a estrenar el nuevo estadio, o se marchará este verano?
“Eso no lo sabemos ni tú ni yo. Pero cada vez que habla, siempre muestra su agradecimiento al club, está contento, está contento con los jugadores, su vida en Madrid es muy bonita, y tiene mucha felicidad. Creo que está contento”.

Si dependiera de Saúl, a Griezmann le querría en su equipo el próximo año…
“¡Sí! ¡Si dependiera de mí, Griezmann seguiría conmigo el año que viene!”.

Al usar Yahoo aceptas que Yahoo y sus socios puedan utilizar cookies para personalización y otros fines