La gráfica de Fox News que faltó el respeto a la raza negra refleja una ceguera social difícil de arreglar

Yahoo Noticias
La presentadora que explicó una gráfica que "nunca debió salir al aire".
La presentadora que explicó una gráfica que "nunca debió salir al aire".

La imagen de esta reportera de Fox News no es tan distinta a la de cualquier periodista que, desde el estudio del canal de noticias de turno, pone al día a la audiencia. El reporte tiene todos los ingredientes para que el televidente preste atención: una narración seria y profesional, acompañada de un gráfico y un encuadre de la susodicha con una calle de Nueva York de fondo.

“Existe una desconexión histórica entre lo que los inversores perciben y lo que sucede en el resto del país”, dice. “Por ejemplo, en 1968, durante la semana posterior a la tragedia de Martin Luther King, el S&P 500 incrementó más de un dos por ciento. Lo mismo sucedió una semana después de la decisión del caso Rodney King…”.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Y así, como si de cualquier dato de carácter económico se tratase, la reportera narra la correlación que existe entre las protestas derivadas de los asesinatos o abusos de policías a ciudadanos estadounidenses de raza negra y los “nuevos máximos” que se producen en el mercado de valores. En dicha infografía, aparecen, además de las víctimas mencionadas, Michael Brown (asesinado en 2014 por la Policía en Ferguson, Misuri) y George Floyd (fallecido en Minneapolis el 25 de mayo). Vinculado a sus nombres, un gráfico que indica que el mercado bursátil incrementó un 1,2 por ciento y un 3,4 por ciento respectivamente.

La reportera, el editor o editora jefe, los productores, los ejecutivos de la cadena e incluso la mayoría de los televidentes se quedaron tan anchos, como si se tratara de una información sobre cómo la guerra comercial entre Estados Unidos y China repercute en el mercado. Pero no, este reporte que cumple con todos los parámetros de las noticias televisivas guarda tras la arquetípica seriedad e imagen de rigor una insensibilidad deleznable, una correlación frívola sobre desgracias personales en un contexto de desigualdad y maltrato a la raza negra que lleva siglos en liza, y la especulación económica.  

Tuvo que ser otro periodista el encargado de publicar en redes sociales este reporte de nula ética. Y después, lo de siempre, el clip se hizo viral, las reacciones desde todas las esferas no se hicieron esperar y desde Fox News pidieron disculpas públicas por un segmento que “nunca debió utilizar esa gráfica”. Pero el problema va más allá de ese comunicado de arrepentimiento oportunista y poco sincero, realizado solamente después del revuelo generado por profesionales de la comunicación que no supieron identificar el grave problema del reporte. 

Si en la sociedad, los microrracismos son más habituales de lo que pensamos, también existe una gran insensibilidad que no sólo nace de los sesgos inconscientes, sino que tiene su origen en la falta de comprensión absoluta sobre lo que significa ser negro. Esto sucede hasta tal punto, que un amplio sector de la población estadounidense no ve con malos ojos este incidente. Pasar tantos filtros sin que alguien frenara la emisión es una muestra de cuán profunda es la ceguera. Prueba de ello es que no sólo Fox News cayó en la lamentable comparativa, sino que antes los hicieron otras publicaciones como Forbes o The Wall Street Journal, que se convirtieron en la fuente de la gráfica utilizada por el medio televisivo. 

¿Por qué sucede esto? ¿Cómo es posible que - dando por hecho que esta falta de sensibilidad no es intencionada - haya gente que no vea la obviedad de una comparativa que ahonda en la herida y fractura más aún a la sociedad?

Robin DiAngelo es una académica, conferenciante y autora del best seller, “Fragilidad blanca”, que básicamente viene a decir que ser blanco en EE.UU. es ser racista, a no ser que “lleves una vida de esfuerzo consciente y constante”. Su razonamiento salpica a todo aquel que piensa que no es racista, y que toma esta afirmación como un insulto, como un ataque a nuestra humanidad. Esta reacción nacida del “privilegio blanco” es precisamente la fragilidad a la que se refiere DiAngelo, esa incapacidad para discutir sobre el asunto de justicia racial de una manera abierta y honesta, sin mostrarse a la defensiva. 

“Es precisamente por eso que somos frágiles. Vivimos una experiencia vital en la que estamos aislados. Rara vez hemos sido desafiados en nuestra visión racial del mundo. Nos movemos a través de una sociedad en la que la desigualdad racial es la base de la comodidad racial como gente blanca que somos y rara vez nos movemos fuera de nuestras zonas de confort. La mayoría de los blancos no tienen relaciones auténticas sostenidas entre diferentes etnias, particularmente con los negros. No estoy hablando de conocidos. Muéstrame tu álbum de bodas. Esa es la medida más veraz de quién está en tu círculo de amistad y sentado en tu mesa”, señaló en una entrevista reciente a CNN

Su teoría sobre el contexto de privilegio blanco, de la incomodidad a la hora de reconocer que existe un racismo inconsciente - fruto del contexto de “comodidad blanca” - y sobre que una gran mayoría de la población caucásica no es capaz de ver la realidad, agita la moral de todo aquel que dice no ser racista. Sobre este pilar descansa la ceguera de los que no identificaron, ni siquiera en el convulso momento actual, que la correlación entre la muerte de ciudadanos negros y la subida de los valores bursátiles es un insulto a las víctimas y a su familiares y amigos, así como una puñalada más a una población negra asfixiada. Esto que para muchos es una obviedad, no es más que la punta del iceberg de otros episodios, comentarios o actitudes más sutiles, imperceptibles por el ojo blanco pero que son un mundo para los que lo sufren.

EE.UU. no sólo está dividida entre los que se sienten orgullosos de su racismo y los que se identifican como no racistas; también existe una fractura entre los representantes de este último grupo: aquellos que desean quitarse la venda y los que prefieren seguir rechazando un racismo que existe y del que reniegan. 

Más historias que te pueden interesar:

Otras historias