Gresini sigue sedado y con ventilación tras enfermar de COVID-19

Matteo Nugnes
·1 min de lectura

Fausto Gresini permanece en la unidad de cuidados intensivos del Ospedale Maggiore de Bolonia tras dar positivo en el test de COVID-19 unos días antes de Navidad y un posterior empeoramiento de su condición, que requirió primero ser ingresado en el hospital y luego en cuidados intensivos.

Durante unos días el de Imola fue inducido a un coma farmacológico, pero ahora la situación ha mejorado ligeramente. Fausto está consciente, pero permanece sedado para permitir la ventilación mecánica.

El médico de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Carlo Alberto Pizzardi Maggiore de Bolonia comentó en el comunicado emitido por el equipo sobre el estado de Fausto Gresini: "El director del equipo de Gresini Racing ya no está en coma farmacológico. Está consciente, pero permanece sedado para tolerar la ventilación mecánica".

"Las condiciones clínicas de Fausto Gresini todavía se caracterizan por una importante insuficiencia respiratoria. Los exámenes realizados han revelado que sigue habiendo una neumonía intersticial y que es necesario mantener la ventilación mecánica y una sedación moderada. Esto permite que la cantidad de oxígeno en la sangre siga siendo suficiente".

Más de MotoGP:

Pol Espargaró: “Mucho trabajo para poder ver esta moto con este número" Suzuki confirma la marcha de Davide Brivio El inverosímil debut de Stoner en MotoGP tras quedarse Pons sin equipo