Grupo E: predicción y posibilidades de España, Costa Rica, Alemania y Japón

David S. Bustamante/Soccrates/Getty Images

España, Costa Rica, Alemania y Japón son los seleccionados que integran el Grupo E de la Copa Mundial de la FIFA de Catar 2022.

Esta zona, por lo menos en la previa del torneo, asoma como la más despareja entre los dos seleccionados más fuertes, que son indudablemente las potencias europeas, y los dos más débiles, los costarricenses y los japoneses, que de todas maneras sueñan con dar la sorpresa y clasificar a octavos de final.

ESPAÑA

La Furia Roja, después de consagrarse campeón mundialista por primera vez en su historia en Sudáfrica 2010, quedó eliminada en la fase de grupos de Brasil 2014 y en los octavos de final de Rusia 2018.

Sin embargo, y pese a que su ciclo comenzó con más dudas que certezas, Luis Enrique consiguió devolver a España al primer plano: fue subcampeón de la Nations League 2020, semifinalista de la Euro 2020, primero en su grupo de Eliminatorias europeas y accedió al Final Four de la presente edición de la Nations League.

Más allá de que evidentemente no dispone de la jerarquía de jugadores que alcanzaron la gloria 12 años atrás, el ex entrenador de Barcelona recuperó la identidad que había perdido la selección en el último tiempo y, con una inyección de talento joven, se ilusiona con llegar lo más lejos posible, aunque no parte como uno de los principales candidatos a coronarse.

COSTA RICA

Los Ticos disputarán el sexto Mundial en su historia y el tercero de forma seguida: clasificaron a cinco de las últimas seis ediciones de la máxima cita de fútbol a nivel internacional, por lo que son indiscutidamente uno de los combinados más sólidos de CONCACAF.

Por supuesto, su mejor y más recordada actuación en una Copa del Mundo se produjo en Brasil 2014, donde ganaron un grupo todavía más complicado que el de este año (Uruguay, Italia e Inglaterra) y llegaron hasta cuartos de final, instancia en la que fueron superados por penales por Países Bajos.

Keylor Navas, Bryan Ruiz, Celso Borges, Joel Campbell, Yeltsin Tejeda y Óscar Duarte, miembros de la Generación Dorada que dio el batacazo hace ocho años, jugarán su último Mundial, a la vez que Luis Fernando Suárez convocó a varios jóvenes que se espera que sean los protagonistas del futuro.

Cabe señalar que Costa Rica finalizó en el cuarto puesto del octogonal de las Eliminatorias de la CONCACAF, por lo que tuvo que vencer a Nueva Zelanda (1-0) en el repechaje para obtener su pasaje a Catar.

ALEMANIA

Die Mannschaft, al igual que España, los dos candidatos a imponerse en la zona E, no fueron capaces de defender sus títulos mundialistas -Alemania fue campeón en Brasil 2014- y se quedaron afuera en la fase de grupos de la Copa del Mundo siguiente.

De todos modos, si bien tampoco es considerada como una de las máximas favoritas a ganar el trofeo, la historia de la selección teutona merece por sí sola el respeto de cualquier adversario: su eliminación en la fase de grupos en Rusia 2018 significó la primera vez que no terminó un Mundial dentro de los primeros 10 puestos.

Después del decepcionante final del proceso encabezado por Joachim Löw, que concluyó en los octavos de final de la Euro 2020, Hansi Flick ha intentado renovar a la Selección alemana, que terminó como líder del grupo J de las Eliminatorias europeas.

Sin embargo, pese a que cuenta con figuras de relieve en todas sus líneas, especialmente en el mediocampo y en el ataque, lo cierto es que por el momento el rendimiento colectivo de los dirigidos por Flick no convence.

JAPÓN

Japón afrontará la sexta Copa del Mundo de su historia, y la sexta de manera consecutiva: en la mitad de sus participaciones logró sortear la instancia de grupos, pero nunca pasó el rubicón de los octavos de final.

Hajime Moriyasu, su director técnico desde 2018, asegura que el objetivo es llegar hasta los cuartos de final, aunque no pareciera ser un objetivo fácil de cumplir teniendo en cuenta el grupo que le deparó el sorteo.

Finalista de la última edición de la Copa Asiática, y con 20 de sus 26 convocados militando en el fútbol europeo, lo cual supone su récord, el conjunto nipón sueña con dar el golpe en Catar.

Foto: David S. Bustamante/Soccrates/Getty Images