Honorable gesto de Izquierdoz con Fabra: disculpas aceptadas, mentalidad de líder y a tirar para adelante en Boca

Gastón Hirschbrand
·3 min de lectura

Además de la dura derrota ante Talleres de Córdoba como local 1-2 por la sexta fecha de la Copa Liga Profesional 2021, que desnudó una vez más el flojo desempeño colectivo e individual del equipo, en Boca Juniors preocupó y mucho el encontronazo entre Carlos Izquierdoz y Frank Fabra en pleno partido.

El "Cali", segundo capitán del equipo, le brindó indicaciones a su compañero colombiano cuando promediaba el primer tiempo pero, en un momento de calentura, el lateral izquierdo le propinó una cachetada que las cámaras registraron a la perfección y que se volvió viral en las redes sociales, con mayoría de críticas al futbolista que representa a su seleccionado.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Sin embargo, más allá de que lógicamente es una actitud reprochable y que no estamos acostumbrados a observar en el fútbol profesional, donde la conducta es uno de los aspectos que tienen que ser cumplidos a rajatabla para evitar sanciones, todos los que jugamos al fútbol alguna vez, aunque sea de manera amateur, hemos tenido alguna reacción desmedida, digna de las revoluciones a mil que uno suele tener cuando realiza este tipo de actividades.

Así lo entendió Izquierdoz, a la perfección, luego de su mensaje en las últimas horas: “Frank es un pibe espectacular, recontra honesto, carismático, tiene un montón de valores. Fue una equivocación de los dos, yo por ahí lo llevé a reaccionar de esa forma. Está claro que no es la conducta ideal pero pasó rápido. A la jugada siguiente la recuperó y yo le dije ‘buena Frank, a meterle’. Tenemos la mejor y es un tipazo", admitió el "Cali" tras la victoria de su equipo en el partido de Copa Argentina ante Defensores de Belgrano.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Antes del mencionado encuentro, tanto Izquierdoz como Fabra utilizaron sus redes para mostrar que solamente fue una calentura del momento: “Aquí no ha pasado nada”, escribió el oriundo de Bariloche, junto a una foto abrazando al cafetero, mientras se dirigían en micro al choque ante el "Dragón". El lateral replicó la imagen en su cuenta de Instagram con la frase “Buena vibra siempre, capi”.

El gesto de Izquierdoz es de líder nato. Líder positivo, líder que mejora a sus compañeros. Podría haber sido orgulloso y no aceptar la reacción desmedida de su compañero pero, lejos de querer dividir a un plantel que ya tiene complicaciones en materia futbolística, minimizó el problema en pos de una buena convivencia grupal. No es casualidad que sea el segundo capitán por detrás de Carlos Tevez y que ya esté asentado en un club como Boca hace mucho tiempo. Muy bien, Cali.