¿Iba Senna a ganar realmente en Mónaco 84?

Charles Bradley
motorsport.com

Las condiciones climáticas eran terribles cuando Prost, autor de la pole position, se deslizó a través de la variante inicial de Sainte Devote por primera vez. René Arnoux, de Ferrari, y Derek Warwick chocaron detrás de él, y Patrick Tambay, compañero de Warwick en Renault, no pudo evitar el incidente. No era un gran comienzo de día para Francia...

El McLaren de Prost, corriendo con neumáticos Michelin, lideró las primeras diez vueltas, hasta que el Lotus de Nigel Mansell, calzado con Goodyear, lo adelantó. Mansell sacó una ventaja de ocho segundos en cinco vueltas antes de perder el control al pasar sobre una línea blanca pintada y golpear el guardrraíl.

Eso le dio a Alain Prost una ventaja de casi 30 segundos al heredar el liderato, y la amplió a 35 en la vuelta 21. Pero entonces algo increíble comenzó a suceder...

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Ayrton Senna había arrancado en la 13ª posición, habiéndose quedado a 2.3 segundos de Prost con pista seca, pero en esas condiciones su Toleman, también con neumáticos Michelin, era una propuesta mucho más competitiva. Récords de vuelta en los giros 23 y 24 demostraron que era el hombre más rápido en la pista, aunque la lluvia se intensificó en ese momento e incluso tuvo que reducir su ritmo.

También de Senna en el 84:

El día que Senna ni siquiera pudo clasificarse para un gran premio

Prost había sufrido un fallo en el motor en las primeras vueltas, pero fue un problema de frenos lo que pasó a complicarle las cosas en ese momento, mientras Senna se acercaba y recortaba distancias. Las condiciones de la carrera también empeoraron progresivamente, y los tiempos de vuelta cayeron hasta cinco segundos.

Fue en ese punto cuando Prost empezó a agitar el brazo fuera del habitáculo una y otra vez al pasar por la recta de meta. El director de carrera, Jacky Ickx, era conocido por su dureza y siempre había dejado correr en condiciones de lluvia, pero incluso él podía ver la locura de seguir mientras caía el diluvio.

Aquí resumimos lo mucho que Senna redujo la diferencia con Prost en las últimas diez vueltas, antes de que la carrera fuera detenida con bandera roja en la 32, lo que hizo que se tuviera en cuenta como resultado final la clasificación del giro anterior.

Vuelta 22  34.210s

Vuelta 23  31.266s

Vuelta 24  28.727s

Vuelta 25  26.141s

Vuelta 27  21.704s

Vuelta 28  18.139s

Vuelta 29  15.369s

Vuelta 30  11.779s

Vuelta 31  7.446s

¿Habría ganado Senna? Mirando los tiempos por vuelta y los problemas de frenos de Prost, sin duda. Pero su coche había sufrido daños cuando golpeó el bordillo en la chicane del puerto, y el diseñador de Toleman, Pat Symonds, dijo que no se podía saber si el daño sufrido en su balancín delantero derecho habría sobrevivido el resto de la carrera.

Otra historia que siempre se menciona sobre este gran premio es que Bellof estaba alcanzando a Senna, mientras que Senna hacía lo propio con Prost. Mirando las distancias entre ellos, Bellof efectivamente redujo la brecha con Senna significativamente entre las vueltas 27 y 29, pero no tanto en esas dos vueltas finales, y todavía estaba a 13.695s del brasileño al final de la vuelta 31.

Recuerden, Bellof comenzó la carrera en la última posición y pilotaba el único monoplaza sin turbo de la parrilla -por un lado tenía unos 250cv menos, pero la entrega de potencia de su coche era mucho más predecible y lineal en esas condiciones traicioneras que los turbo de sus rivales-. Con esa ventaja y esa desventaja con el resto, había subido hasta el décimo lugar en las tres primeras vueltas y ganó muchas otras posiciones mientras sus rivales se despistaban delante suyo.

Aun así, el magnífico tercer puesto de Bellof desapareció de los libros de historia cuando el equipo Tyrrell fue descalificado del campeonato. Pero fue una gran muestra de su interesante talento, que tristemente se apagó un año después en una carrera de sportscars en Spa.

La trágica ironía fue que el coche con el que chocó, que provocó su fatal impacto, lo pilotaba Ickx, el hombre que decidió detener esa carrera de Mónaco por motivos de seguridad..

Te gustará:

Los diseños técnicos más locos vistos en Mónaco

Otras historias