Jesús Tortosa: “La ilusión en Tokio será la misma, pero el objetivo es mayor”

El español Jesús Tortosa Cabrera. EFE/FERNANDO BIZERRA JR/Archivo
El español Jesús Tortosa Cabrera. EFE/FERNANDO BIZERRA JR/Archivo

Madrid, 26 nov (EFE).- El taekwondista Jesús Tortosa, primer español que consiguió la clasificación para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, afronta su segunda participación olímpica -después de Río 2016- con la misma ilusión que hace cuatro años, pero con un objetivo “algo mayor” ya que considera que la experiencia acumulada desde entonces le ayudará a “optar a una medalla perfectamente”.

“Fui a Río con 18 añitos, era muy joven y no sabía muy bien qué era. Esta vez con cuatro años más de experiencia, muchos más campeonatos a la espalda, la ilusión que tengo es la misma que entonces pero el objetivo es algo mayor. Al final en 2016 me clasifiqué por preolímpico, casi de rebote, y ahora lo he hecho por ranking como número 2. Eso me hace pensar que puedo optar a medalla perfectamente”, declaró.

El madrileño, uno de los embajadores que Iberia busca potenciar a través de su iniciativa ‘Talento a bordo’, acudirá a su segunda cita olímpica en Tokio con tan solo 22 años. “Volver a otros Juegos Olímpicos no me lo había planteado en mi vida. De pequeño siempre piensas en poder ir a unos, pero ir dos veces es algo increíble”, explicó el joven, que en Río 2016 se quedó a las puertas del bronce.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Una clasificación en la categoría -58 kilos que logró gracias al bronce conquistado en el Grand Prix de Bari a comienzos de noviembre, con el que se convirtió además en el primer español en conseguir billete olímpico. “El sueño de todo deportista es estar en unos Juegos Olímpicos, yo lo he logrado por segunda vez y cuando me enteré de que era el primero, fue una sorpresa y un orgullo”, añadió el taekwondista.

Pese a su corta edad, Tortosa tiene muy claro que haber alcanzado este sueño “es un cúmulo de trabajo y mucho sacrificio”, pero a su vez reconoce que si no se lograse una medalla no estarían contentos. “En mi deporte además te lo juegas todo en un mismo día. Al final hay que pensar en disfrutar de todo el camino hasta esos Juegos, que es muy largo, y por qué no, pensar en aspirar al oro”, señaló Jesús.

Clasificado ya de manera matemática para Japón, el madrileño no necesita puntuar en el próximo Grand Prix final de Moscú (6 y 7 de diciembre), aunque tiene otro objetivo en mente. “Voy tranquilo porque tengo la clasificación asegurada. Intentaré cerrar este ciclo de la mejor manera posible porque he logrado diez medallas en total, pero ninguna aún de oro, así que me gustaría subirme a lo más alto del podio”, confesó.

Tercero en su categoría, el español se encuentra por detrás de dos surcoreanos, los grandes dominadores históricos del taekwondo. “Al final allí es el deporte nacional, hay muchos practicantes y mucho nivel. Para ellos es casi más difícil un campeonato nacional que unos Juegos Olímpicos. Pero creo que España está haciendo un trabajo increíble y lo estamos demostrando en cada cita olímpica desde 2012”, consideró.

Y es que, en Londres 2012, el combinado español consiguió quedar por encima de Corea del Sur en el podio olímpico, logrando un oro y dos platas olímpicas. “Eso fue histórico”, añade Tortosa, bronce mundial en Muju 2017, cuatro veces medallista continental y oro en los Juegos Mediterráneos de Tarragona 2018.

Por último, el taekwondista quiso dejar un mensaje a los niños y niñas que practican un deporte que en España no tiene la relevancia mediática equiparable a otros. “Al final tienes que hacer lo que te gusta, y si lo haces con pasión y con ganas puedes llegar donde yo he llegado. No tendrás la repercusión de otros deportes, pero a nivel personal el poder estar en unos Juegos Olímpicos no te lo quita nadie”, concluyó.

Diego Alonso

Otras historias