El jugador a seguir: Dainis Kristopans, el "gigante" completo

El portero de la selección española de balonmano Rodrigo Corrales. EFE/Javier Villanueva
El portero de la selección española de balonmano Rodrigo Corrales. EFE/Javier Villanueva

Trondheim (Noruega), 8 ene (EFE).- Sus imponentes 214 centímetros de estatura le han convertido en una de las figuras más reconocibles del balonmano actual. Líder indiscutible de la selección letona, el lateral Dainis Kristopans debutará a sus 29 años en una gran competición internacional en el Europeo de Suecia, Austria y Noruega.

"Es un grandísimo jugador, un referente a nivel mundial, porque es un jugador capaz de hacer de todo. Puede defender en el centro como el mejor especialista y en ataque además de lanzar, sabe fintar y pasar. Es un jugador muy, muy completo", señaló el técnico español Raúl González, que dirigió a Kristopans en el Vardar macedonio.

Cualidades que convierten a Dainis Kristopans, que volverá a trabajar la próxima temporada bajo las órdenes de Raúl González en el París Saint-Germain, en un auténtico quebradero de cabeza para las defensas rivales.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

"Es un jugador muy complicado de defender, porque si sólo tuviera lanzamiento, le podrías salir y ya está, pero es que también sabe aprovechar muy bien los espacios. Puede fintar, aunque parezca mentira con su tamaño, gracias a su fortaleza física y juega muy bien con el pivote", explicó González en declaraciones a la Agencia EFE.

Una circunstancia que obligará al conjunto español, al igual que al resto de los equipos, a concitar su atención defensiva en tratar de contener al "gigante" letón.

"Seguramente España planteará una defensa centrada en él, aún sabiendo que eso puede generar espacios para sus compañeros. Pero es lo que hay que hacer, porque si permites que se acerque es imposible blocar sus lanzamientos. Hay que cogerle desde lejos e ir cerrándole a base de ayudas", recalcó el preparador español.

Precisamente en la dependencia casi absoluta del conjunto letón del juego de Kristopans reside el punto débil de la selección báltica, que deberá saber gestionar la presencia del lateral sobre la pista para que pueda llegar fresco físicamente al tramo decisivo de los encuentros.

"El rendimiento de Letonia seguramente variará mucho con él dentro o fuera de la pista, por lo que es algo que deberán saber gestionar muy bien, porque si no tiene descanso su rendimiento no podrá ser tan excepcional y si Letonia quiere tener alguna opción contra España tiene que contar con el mejor Kristopans", indicó el entrenador del París Saint-Germain.

No obstante, si por algo destaca Kristopans, como recalcó Raúl González, es por su inteligencia para adaptar su juego a las necesidades del equipo en cada momento del partido.

"Asume perfectamente que hay partidos en los que va a marcar muchos goles y otros en los que las defensas se van a centrar en él y tiene que dar más balones. No es algo que le ponga nervioso, porque no es un jugador que busque el protagonismo individual, sino que el equipo gane", señaló González.

Atributos que convierten a Dainis Kristopans, pese a su condición de debutante en un gran torneo de selecciones, en una de las estrellas del Europeo.

Otras historias