Klopp dice que el regreso de los aficionados a los estadios es un paso en la dirección correcta

·2 min de lectura
FOTO DE ARCHIVO: El técnico del Liverpool, Jurgen Klopp, tras la derrota de su equipo ante Atalanta en Champions

LONDRES, 26 nov (Reuters) - El técnico del Liverpool, el alemán Jürgen Klopp, acogió con satisfacción el viernes la noticia de que se permitirá el ingreso de 2.000 hinchas a Anfield desde el próximo mes y dijo que es un pequeño paso en la dirección correcta.

El Gobierno pasó a la ciudad de Liverpool a la fase 2 de las restricciones por COVID-19, lo que despeja el camino para que un número limitado de hinchas vuelva al estadio por primera vez desde marzo.

Si bien varios clubes de Londres también podrán permitir la entrada de aficionados sus estadios a partir del próximo mes, muchos otros, como el Manchester United, el Manchester City o el Newcastle United no podrán hacerlo por encontrarse en zonas que todavía están en fase 3.

El partido del Liverpool como visitante contra el Brighton del sábado no contará con aficionados debido a que las nuevas medidas entrarán en vigor la próxima semana. Sin embargo, 2.000 hinchas podrán ver desde Anfield el encuentro de los Reds frentre al Wolverhampton.

Al ser preguntado sobre si esto supondría una ventaja para su equipo, Klopp respondió: "Antes de saber en qué fase estaría la ciudad de Liverpool, dije que no se trataba de ventajas o desventajas".

"Es dar pasos pequeños en la dirección correcta. Estoy feliz de que podamos llevar a 2.000 personas. Nadie sabe cuánto tiempo podremos hacer eso", sostuvo. "El mundo pasa por un momento difícil. Este es un pequeño paso en la dirección correcta".

No obstante, Klopp se mostró menos contento con el horario programado para el partido contra el Brighton, que comenzará a las 1230 GMT del sábado pese a que su equipo jugó contra el Atalanta en Liga de Campeones el miércoles.

"Mi opinión sobre esto es clara", afirmó Klopp. "Parece que hasta final de año somos solo nosotros (jugando miércoles y sábados)".

(Información de Martyn Herman; editado en español por Ricardo Figueroa)