Luka Doncic estuvo intratable y los Mavs eliminaron a Phoenix en el Juego 7

Los Dallas Mavericks eliminaron al mejor equipo de la NBA. El conjunto texano se quedó con el Juego 7 en Phoenix por un score final de 123-90 y de esa manera se quedaron con la serie de segunda ronda de los Playoffs ante unos Suns que habían acabado la temporada regular con el mejor registro de toda la liga.

La gran estrella de la noche fue ningún otro que Luka Doncic. El esloveno anotó los primeros ocho puntos del partido para demostrar que iban en serio y sus compañeros siguieron su liderazgo para sacar el partido adelante.

Terminada la primera parte, Luka había anotado la misma cantidad que todo el equipo completo de Phoenix: 27 puntos. Para el segundo tiempo, apareció también Jalen Brunson para mantener la diferencia en el marcador.

Otra de las claves fue el despertar anotador de Spencer Dinwiddie. El base que vino desde los Wizards a mitad de temporada había tenido un rendimiento miserable en los primeros seis juegos, pero se destapó en el momento exacto, con 30 puntos viniendo desde la banca.

Por el lado de los Suns, fue un partido para el olvido para sus máximas figuras. Chris Paul, a sus 37 años, se mostró sumamente lento y los Mavs lo aprovecharon para atacarlo en cada oportunidad en ataque. El base, uno de los mejores de la historia de la liga, terminó con 10 puntos, y nunca volvió a mostrar el buen nivel de los primeros dos partidos.

Por su parte, Devin Booker, candidato a MVP en la temporada regular, se quedó sin magia: el 3 de 14 desde la cancha fue imposible de compensar para una franquicia que necesitaba a su máxima figura en su esplendor para tener una chance.

Pero el gran hombre de la noche es Luka Doncic, quien acabó con 35 puntos, 10 rebotes y 4 asistencias y, aunque solo tiene 23 años y una estupenda carrera por delante, ya es el máximo anotador en juegos de eliminación en la historia de la liga. El esloveno ni tuvo que jugar el último cuarto.

Así entonces, los Mavericks avanzaron a sus primeras finales de conferencia desde que ganaron el título en 2011, mientras que los Suns se despidieronn muy temprano, después de haber llegado a las finales la campaña pasada.

Foto: Getty Images