Messi y las condiciones que pedía para seguir en Barcelona

·2 min de lectura

La relación de éxito entre Barcelona y Lionel Messi ya lleva un año de terminada. Sin embargo, este martes durante la investigación del Barcagate, salieron a la luz las condiciones desorbitantes que pedía el argentino para quedarse en el club.

Estas fueron planteadas por el jugador y su entorno en 2020 justo unos meses antes de la salida de Josep María Bartomeu y que comenzaron a desmejorar la relación del futbolista con el club.

Según los papeles de la investigación, sobre el 4 de mayo de ese año, Bartomeu mandó una primera propuesta de renovación en donde decía que “en cada una de las siguientes campañas Leo quedaría automáticamente renovado si él no dice lo contrario antes del 30 de abril”.

A partir de ahí comenzó la negociación y es por ello que el 11 de junio, Jorge Messi, padre y agente del jugador, mandó la contraoferta para la renovación donde estaban todas las condiciones para renovar. En la oferta figuraba:

- Contrato hasta 2023 con la posibilidad de prórroga unilateral para Leo Messi.

- Se reduce un 20% del salario fijo de la 2020/21, recuperando un 10% del salario en la 21/22 y otro 10% en la 22/23 con intereses del 3% anual.

- Pago de bonus de fidelidad pendientes de cobro con intereses.

- Palco para la familia de Messi y la de Luis Suárez

- Vuelo privado en Navidad para toda la familia a Argentina

- En caso de rescisión de contrato, pago de las cantidades aplazadas en la temporada 2020/21 más intereses

- Bonus por firma de contrato de 10 millones de euros (a pagar el 30/6/2023)

- Subida de retribuciones en caso de subida de impuestos

- Eliminación de la cláusula de rescisión, establecida en una cantidad simbólica de 10.000 euros

Sin embargo, sobre el 25 de junio y debido a las deudas del equipo y la crisis del club a causa de la pandemia, Bartomeu se negó a firmar varias de estas condiciones debido a la incapacidad del club de poder pagar todo lo que pedía Messi.

Tras esto, la respuesta de los Messi fue el famoso burofax que le dio la vuelta al mundo ya que era la primera vez que se veía al argentino más fuera que dentro del club.

Después de la salida de Bartomeu y la llegada de Laporta, Messi renunció a estas condiciones, pero de todos modos el club fue incapaz de mantenerlo debido al mal manejo financiero que dejó la presidencia de Bartomeu por lo que al final lo que nadie se esperaba se dio, Messi dejaba Barcelona e iría a PSG entre lágrimas.

Foto: GettyImages