Carlos Sainz tiene excusa para la decepción en Mónaco

·3 min de lectura
Ferrari's Spanish driver Carlos Sainz Jr looks on in his car in the parc ferme after the qualifying session at the Monaco street circuit in Monaco, on May 22, 2021, ahead of the Monaco Formula 1 Grand Prix. (Photo by Sebastien Nogier / POOL / AFP) (Photo by SEBASTIEN NOGIER/POOL/AFP via Getty Images)
Sainz se ha quedado a tan solo 30 milésimas de estar en primera fila (Photo by SEBASTIEN NOGIER/POOL/AFP via Getty Images)

Había muchos nervios para ver la sesión de clasificación del GP de Mónaco. Siempre es el sábado que genera más emoción del año porque su importancia es mucho mayor que la propia carrera, donde adelantar es prácticamente imposible. Pero esta vez había más nervios aún porque por primera vez en mucho tiempo Ferrari estaba para luchar por la pole. De hecho, la ha conseguido de la mano de Leclerc. No obstante, había muchas esperanzas puesta en Carlos Sainz, que estaba ante la oportunidad de conseguir su primera pole position. Sin embargo, ha habido dos momentos que han impedido luchar al madrileño.

Durante todas las jornadas de libres Sainz ha terminado entre los dos primeros. Por lo tanto si hubiera repetido alguno de los resultados anteriores, hubiéramos visto por primera vez al madrileño en primera fila. Ya no solo vestido de rojo Ferrari, sino en toda su carrera. Era una oportunidad de oro.

La clasificación ha ido transcurriendo como todo el fin de semana. Los dos pilotos de Maranello y Verstappen dominando las sesiones con la sorpresa de un Bottas desatado con capacidad de dar mucha más guerra que la que ha podido dar Hamilton. Con Sainz la confianza seguía siendo la misma y el vuelta a vuelta de lo más competitivo. Siempre entre los tres primeros.

Pero llega la hora de la verdad, la Q3. Primer intento de todos los pilotos. Verstappen se pone líder con una diferencia de 20 milésimas. Llega el turno de los Ferrari. Sainz pulveriza el récord del primer sector. La cosa promete. Llegamos al segundo sector. Ahora es Leclerc quien se hace con el récord de este tramo. Ambos pilotos son dos décimas más veloces que el tiempo de Verstappen. En el último sector se decide todo. Desgraciadamente para los intereses del español quien ha clavado los últimos giros ha sido el ídolo local, ha sido Leclerc. El monegasco ha marcado un 1’10’’3 mientras que Sainz ‘solo’ podría ser cuarto a 10 milésimas del tiempo de Bottas y a 30 del de Max. Un abrir y cerrar de ojos. Primera clave.

A pesar de no poder cuadrar esa vuelta, Sainz era consciente, tal y como ha expresado en el corralito de prensa, que tenía dos décimas para poder mejorar. En teoría tendría opción a un segundo intento. Pero a veces la teoría no siempre se aplica igual a la práctica. Leclerc se estampaba en su último intento y provocaba la bandera roja a 20 segundos para el final. Nadie podría mejorar ya. Jarro de agua fría para muchos pilotos, entre ellos Carlos. Es cierto que su primer sector no era el mejor pero había tiempo para recortar y poder aupar posiciones. Sin comerlo ni beberlo Sainz se quedaba fuera de la primera fila y su compañero, que es precisamente el que ha cometido el error, se metía la pole del bolsillo. Segunda clave y sentencia. La rabia contenida del español era más que palpable en rueda de prensa.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un contenido no disponible por tus preferencias de privacidad

A pesar de este pequeño varapalo-porque no hay que olvidar que es su mejor resultado en clasificación-mañana tiene una oportunidad de oro para sumar su primer podio con los colores de Ferrari. Algo que no se te olvida nunca. La victoria no es para nada descartable aunque se haya complicado. Habrá que esperar errores ajenos y evitar los propios en un trazado que nunca perdona.

Otras historias que te pueden interesar: