El Mundial se pone serio: Inglaterra 'bale' mucho y Van Gaal saca su lado 'positivo'

Bale, superado por Rashford, la estrella del partido.
Bale, superado por Rashford, la estrella del partido.

Bale, superado por Rashford, la estrella del partido.

Qatar 2022, por fin, se ha puesto serio. Se acabaron las probaturas, las calculadoras y las rotaciones... si es que alguna afortunada ha podido permitírselo entre susto y susto. La última jornada de la fase de grupos ha comenzado y, de momento, las dos grandes en acción han hecho lo que tenían que hacer.

Países Bajos, con un Van Gaal que apunta al infinito, e Inglaterra han ganado sus compromisos con facilida y ambas se han clasificado a octavos como primeras de grupo. Con ellas aparecen Senegal (segunda del Grupo A al batir a una agotada Ecuador) y EEUU (segunda del B, tras superar a Irán en el duelo que muchos veían en clave geopolítica).

Los primeros cruces ya están fijados: Países Bajos-EEUU el sábado 3 e Inglaterra-Senegal el domingo 4.

A casa se vuelven también la anfitriona, en un Mundial muy triste con el consuelo de que al menos nadie les ha goleado, y Gales, con Bale desaparecido esta noche (otra vez) en lo que parecía ser su último gran baile. Pero el baile fue el que les ha dado Inglaterra.

Ecuador 1-2 Senegal

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

No por nombre, pero sí por competencia, era el ‘partido de la jornada’ en el Grupo A. Y los dos lo notaron de inicio en un primer tiempo de poco contenido y muchos errores, especialmente en la defensa ecuatoriana. El cuadro sudamericano llegó con el físico en la reserva y el tercer partido le cayó como una losa. De hecho, el ‘héroe’ Valencia, con un triplete entre los dos partidos anteriores, apenas sí apareció, entre molestias y poco juego.

Entre esos errores merece categoría aparte el penalti infantil que le regaló Hincapié a Senegal. Llegó tarde, mal y al bulto para derribar a Ismaila Sarr cuando este ya ni soñaba con llegar al balón. Un caramelito cuando te estás jugando los octavos y ya se sabe, si te hacen un buen regalo no se puede despreciar. El gol de Senegal en el 44′ premiaba su mayor dominio.

El partido dio un vuelco superada la hora de juego, en uno de los pocos momentos de reacción del equipo sudamericano, Caicedo empató en el 66′ en un córner bien jugado en ataque y fatalmente planteado en defensa. Efímera alegría porque, favor por favor, los africanos devolvieron el golpe dos minutos después aprovechando el enésimo fallo de la zaga tricolor. Koulibaly, el central del Chelsea, prácticamente solo puso el 1-2. Un mazazo total para los ecuatorianos, que en la media hora restante apenas sí lograron pisar área rival.

Países Bajos 2-0 Qatar

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Había enseñado tan poco, tan poco Qatar que parecía que el partido no importaba, pero sí. Países Bajos podía hasta quedarse fuera en caso de producirse un terremoto deportivo de dobles dígitos en la Escala Richter. Pero, y no ha pasado muchas veces en este mundial, se impuso la lógica y los neerlandeses certificaron su pase como primeros de grupo sin cansarse demasiado con un 2-0 que nadie recordará.

Eso es lo que quería Van Gaal, ganar y que nadie tuviera que acordarse de aquel partido contra Qatar. La ‘naranja mecánica’ apañó el asunto pronto, en el 25′ con un gol del de casi siempre, Cody Gakpo, de buen derechazo para subirse al club de los tres goles en la lucha por la Bota de Oro. Poca gente más feliz estos días que sus agentes... los grandes acechan para hacerse con el extremo del PSV.

Nada más abrirse el segundo tiempo, Frenkie de Jong puso el 2-0 gracias a su rápido pie y a una más que generosa defensa catarí. Pudieron caer más tantos, sin necesidad de forzar el ritmo, pero primero el VAR y luego el larguero le quitaron su golito a Berghuis. Daba igual, Holanda Países Bajos se va directo a octavos. Y Van Gaal, venido arriba, mira directamente a la Copa del Mundo.

Gales 0-3 Inglaterra

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Ni hubo milagro galés ni hubo destello de Bale. A todo esto, ¿jugó Bale? Chiste fácil. Lo hizo, pero como si no. El que se anunciaba como líder de Gales en su último gran baile, apenas bailó. Ya de capa caída, el exmadridista solo apareció en el penalti con gol que valió un empate contra EEUU. Hoy ni apareció en los escasos 45 minutos que disputó, porque fue sustituido en el descanso. Sintomático cuando su equipo necesitaba algún gol para buscar el milagro.

Lo que sí se vio fue un aluvión de fútbol y ocasiones de Inglaterra. Desde el minuto 20 del primer tiempo comenzaron a monopolizar el balón en una colección de ocasiones, todas sin acierto hasta el descanso: Rashford varias veces, Foden, Stones, hasta Maguire, que se vino arriba y acabó disparando... a saque de banda. La primera de Gales fue un tiro lejano de Allen en el descuento.

Era cuestión de tiempo que cayesen los goles. A pares, sí, porque en el 49′ y el 51′ Inglaterra sentenció y de paso hizo justicia. Un fantástico lanzamiento de falta de Rashford al palo de Ward fue el 0-1 y un error galés en la jugada siguiente acabó en un pase de la muerte de Kane que convirtió Foden. Fue entonces cuando Gales tiró para arriba... a buenas horas. Rozaron el tanto, que hubiera sido más maquillaje que otra cosa, porque ya estaban fuerísima de los octavos. Encima lo que cayó fue el tercero inglés, para gloria de Rashford (otro más en lucha por el pichichi).

Irán 0-1 EEUU

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

El otro duelo del Grupo B no era un derbi, pero sí un choque con bastante murmullo geopolítico detrás. Dos viejos enemigos y no precisamente por el fútbol que se jugaban una plaza en octavos. El partido traía otro fuego, las amenazas del régimen iraní a las familias de los jugadores si estos volvían a dar la nota, como el primer día cuando se negaron a cantar el himno en protesta por la muerte de Masha Amini y la represión social posterior.

Sobre el verde la pelea únicamente fue deportiva, para suerte de todos. En ella se impuso Estados Unidos con un accidentado gol de Pulisic, a centro de cabeza de Dest y acabando en colisión con el meta iraní. Su gol valió oro pero le costó el puesto, porque acabó lesionado y sustituido en el descanso. París (Qatar) bien vale una misa...

EEUU pudo sentenciar a la contra, ya sin su estrella, pero sobre todo supo sufrir sin caer en los errores del primer día. Irán volvió a dejar muestras de su fútbol, pero simplemente, no pudo con el duro equipo norteamericano. La polémica llegó en el último minuto, con un supuesto penalti sobre Taremi que Mateu Lahoz descartó de plano. Buen intento pero no coló. Bastante habían hecho al tumbar a la Gales de Gareth Ba... a Gales.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR