Nàstic 2-3 Osasuna: Los navarros se plantan en la final del 'playoff' por el ascenso

Goal.com
Los 'rojillos' han vencido por un contundente 3-6 en el global de la eliminatoria
Los 'rojillos' han vencido por un contundente 3-6 en el global de la eliminatoria

El Nou Estadi acogía el asalto definitivo por un billete a la final de play off entre Osasuna Nàstic . Los rojillos partían con ventaja tras el 3-1 cosechado en el partido de ida, pero los de Tarragona, que seguían vivos gracias a un gol de Jean Luc en el Sadar, se conjuraron toda la semana para lograr la remontada en casa ante su afición.

Con este planteamiento fue el Nàstic el que salió a morder desde el pitido inicial. Los de Vicente Moreno imprimieron la intensidad necesaria y lograron su objetivo en tan solo siete minutos. Fue entonces cuando Naranjo hizo bueno un auténtico jugadón de Gerard Valentín.

El lateral, no se lo pensó dos veces y comenzó un viaje expeditivo desde su propio campomarchándose de todos los rivales hasta llegar a línea de fondo donde puso el centro para sucompañero.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

Lo más difícil estaba conseguido. El Nàstic se ponía por delante y solo necesitaba un gol para empatar la eliminatoria. Además, Osasuna no encontraba la fórmula para soltarse y llegar de forma más clara a portería. Con todo esto, ambos equipos levantaron el pie del acelerador ycon un ritmo más bajo el encuentro entró en un tramo un tanto rocoso de pocas ocasiones.

El Nàstic hacía tiempo que no se asomaba por área rival, y Osasuna desenfundó su mejor arma: el balón parado. Davíd García logró el empate llegando con fuerza desde atrás para rematar un balón colgado por javier Flaño desde el costado izquierdo.

En el segundo acto el Nàstic salió en tromba y dispuso de hasta tres ocasiones claras, sin embargo, repitió los errores de la primera parte. Osasuna volvía a poner tierra de por medio con un segundo gol que suponía casi una distancia insalvable. Merino sacó su magia a relucir yfue el creador de una verdadera obra de arte de los rojillos. El centrocampista recibió dentrodel área y asistió de tacón a Javi Flaño para que este quitase las telarañas de la escuadra con un derechazo impecable.

Con los locales noqueados Merino volvió a aparecer para poner la puntilla. El jugador de Osasuna remató dentro del área pequeña libre de marca para poner pie y medio en la final. Con la ilusión mermada el Nàstic tiró de orgullo y Juan Muñiz consiguió recortar distancia y dar algo de vida a los minutos finales del partido.

No hubo tiempo para más y Osasuna venció con un global de 3-6. Los rojillos siguen soñando y de momento ya tiene su plaza en la final por el ascenso. Córdoba o Girona serán su rival, pero lo que está claro es que el conjunto navarro ya ha mostrado sus credenciales para volver a la máxima>

Otras historias