Pérez, 2º en Turquía: "Eres tan bueno como tu última carrera"

Luis Ramírez
·2 min de lectura

Sergio Pérez le quedan tres carreras en la Fórmula 1 para concluir su relación con Racing Point, pero antes de que ambos partan caminos el mexicano aprovechó el Gran Premio de Turquía para ofrecer su mejor actuación de la temporada al consumar el segundo puesto en una carrera complicada.

En el arranque, el mexicano se instaló en la segunda posición por detrás de su compañero, Lance Stroll. Pérez llegó a colocarse líder momentáneamente en la segunda parte de la carrera, al apostar por una sola parada en boxes y gestionar sus neumáticos intermedios.

Pero esa estrategia resultó arriesgada en el final, cuando sus gomas se desgastaron hasta parecer slicks. El alto desgaste permitió que los dos Ferrari de Charles Leclerc y Sebastian Vettel se le acercaran, pero se defendió con uñas y dientes en las últimas curvas, manteniendo el segundo escalón del podio.

Para Pérez este resultado es una buena forma de cerrar su ciclo con el equipo. El mexicano dejará su posición a final del año para cederle su asiento a .

“Como siempre, sabes que tienes que dar todo fin de semana tras fin de semana porque eres tan bueno como tu última carrera, así que es importante terminar bien. El resto no está en mis manos”, comentó tras la carrera.

Otras noticas de F1:

Wolff: "Hamilton, entre los mejores deportistas de todos los tiempos" Vettel: "Con slicks incluso podríamos haber ganado"

El podio había estado cerca de Pérez en dos ocasiones este año, la más reciente de ellas en la carrera en Imola donde una entrada a boxes innecesaria en la parte final de la carrera .

Respecto al estado de los neumáticos en las últimas vueltas, el mexicano reconoció que fue difícil retener a sus rivales bajo esas condiciones.

“Le dije a mi equipo por radio que creía que con una vuelta más con esos neumáticos y habrían explotado. Al final teníamos vibraciones que eran extremadamente incómodas, pero creo que eso fue un factor para tener la carrera que tuvimos, porque debía cuidarlos desde el principio hasta el final con condiciones cambiantes”.

Al explicar de sus duelos contra Max Verstappen, Charles Leclerc y Sebastian Vettel, el mexicano dijo que fueron momentos de alta tensión.

“Con Max no podía ver nada en mis espejos porque estaban llenos de vaho, por lo que mi ingeniero básicamente me estuvo dando las instrucciones para ir en pista. De repente vi a Max irse largo y luego desapareció", comentó.

“Con Charles no sabía que estaba tan cerca de mí. Así que en la última vuelta fue una batalla bastante buena con él. Me adelantó en la curva nueve y luego lo adelanté de nuevo en la 11. Fue una carrera caótica, pero un buen resultado para nosotros”, concluyó el de Racing Point.