Países Bajos reaccionó rápido para salvar una igualdad con Polonia

·2 min de lectura

Países Bajos debió trabajar este sábado para mantener su invicto y primer puesto en el Grupo 4, de la Liga A, en la UEFA Nations League. En Rotterdam, levantó el juego contra Polonia y rescató una igualdad 2-2, por la tercera jornada.

Desde el comienzo, la Naranja dejó en clara su postura por dominar el encuentro. Para eso, colocó sus líneas bien adelantadas y se hizo cargo de la pelota, algo que, a su vez, permitió la visita, que plantó un férreo bloque defensivo.

Entre ambos estilos, el de los locales fue el adecuado para generar peligro en el tramo inicial. Fue Davy Klaassen quien avisó con un remate cruzado dentro del área, que salió desviado por la izquierda. Instantes más tarde, Jurriën Timber dio riesgo con una aparición a metros del arco, con un remate que tapó el arquero.

Pero el oportunismo también hace a este deporte, de lo que ostentaron los Blancos y Rojos, a los 18': Matty Cash recibió un cambio de frente, atacó el vértice derecho del área y sacó un certero tiro esquinado, al ras del suelo.

A partir del gol, las Águilas fortalecieron aún más su repliegue, para sostener la ventaja, y no dudaron en cargar de hombres la zona defensiva. Esto, les trajo dolores de cabeza a los dueños de casa, que recurrieron a los lanzamientos de lejos para aspirar a la igualdad, vía por la que Memphis Depay advirtió antes de la media hora.

Al segundo tiempo, los de Louis van Gaal se mantuvieron insistentes. Sin embargo, se excedieron en su énfasis en el arranque, lo que polacos agradecieron para dar otro golpe. Ante una última línea muy adelantada, Krzysztof Piatek envió a espaldas de los defensores para Przemyslaw Frankowski, quien, solidario, le dejó servido el gol a Piotr Zielinski.

Pero los locales reaccionaron de inmediato. A los 51', de un centro desde la banda izquierda, Klaassen llegó sin marca frente al arco para empujar y descontar en el marcador.

Los neerlandeses tomaron impulso al achicar diferencias y, tres minutos después, llegaron a la igualdad. Tras un pase largo y unos pases en horizontal, Denzel Dumfries tomó con espacio, de cara a la portería, y convirtió con un impacto, que estuvo beneficiado por el desvío en un defensor.

En la continuidad del encuentro, Países Bajos empujó por la remontada y, en el final, la vio pasar muy de cerca. Es que Depay falló un penal, con un tiro que dio en el palo derecho, y luego el guardavallas local le atajó un cabezazo, de manera estupenda.

A pesar del empate, continúa en el liderazgo, con siete puntos, una posición que intentará conservar y, de ser posible, alejarse de su perseguidor, Bélgica, el próximo martes contra Gales. Por su parte, Polonia (4) recibirá a los Red Devils, con el deseo de volver al triunfo y mantenerse ajeno al último puesto.

Foto: AFP via Getty Images

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente