Paciencia, esfuerzo e inteligencia, las claves de Edson Álvarez y su evolución en el Ajax

Carlos Alberto Pérez García
·2 min de lectura

Edson Álvarez es el vivo ejemplo de cómo debe actuar un futbolista profesional en cualquier escenario, desde las divisiones inferiores de México, hasta el primer plano europeo. Nunca desistir, siempre aprender y saber ejecutar.

El 2021 de Edson es el reflejo de un año y medio de resistencia y superación. Se repuso a una primera mitad de temporada irregular, con el lastre de su primer año lleno de suplencia, pero aún con esos golpes anímicos, el 'Machín' no bajó los brazos y se adaptó al nuevo rol que Erik ten Hag le exigió para jugar.

La clave estuvo en su capacidad de aprendizaje. Evolucionó su rol defensivo con una llegada desde segunda línea colosal, con mayor distribución sin perder el equilibrio. Labores de defensa sin perder de vista la transición ofensiva. Edson se convirtió en un mediocampista completo y por supuesto que así no iba a ser suplente.

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!

Ajax v FC Utrecht - Dutch Eredivisie | BSR Agency/Getty Images
Ajax v FC Utrecht - Dutch Eredivisie | BSR Agency/Getty Images

Álvarez es el mexicano de mejor temporada en Europa y eso sólo se debe a su profesionalismo, el vivo ejemplo para cualquier persona en busca del éxito profesional. La disciplina y constancia se ganaron el ojo de su entrenador y en el momento de la verdad no falló.

Esa es la casta que necesita el jugador mexicano, ese que no se pone excusas ni renuncia ante el mínimo descalabro. Ya pasó con Lozano en el Napoli, con Lainez en el Betis y hasta con Héctor Herrera en el Atlético. La clave está en no desistir, los frutos llegarán después.

La gran noticia para México es que Edson no se equivocó en su elección. El Ajax era el club idóneo para aprender y Erik ten Hag lo guió como un auténtico sensei. Edson es el futbolista más inteligente que tiene México y su techo todavía está a kilómetros de distancia.

Para más de Carlos Alberto Pérez, ¡síguelo también en Twitter como @CarlosAlbertoPG!