Gran pacto entre máximos accionistas protege al club de su eventual venta

El presidente del Sevilla, José Castro, anunció este viernes que se ha cerrado "un gran pacto por la estabilidad" del club entre sus máximos accionistas, entre ellos el 'Grupo de Utrera'. EFE/Julio Muñoz/Archivo
El presidente del Sevilla, José Castro, anunció este viernes que se ha cerrado "un gran pacto por la estabilidad" del club entre sus máximos accionistas, entre ellos el 'Grupo de Utrera'. EFE/Julio Muñoz/Archivo

Sevilla, 29 nov (EFE).- El presidente del Sevilla, José Castro, anunció este viernes que se ha cerrado "un gran pacto por la estabilidad" del club entre sus máximos accionistas, entre ellos el 'Grupo de Utrera' que le respalda y también las familias Carrión y Del Nido, lo que le protege de una eventual venta futura a inversores extranjeros.

En una carta abierta al sevillismo difundida por el club, Castro calificó este acuerdo, aplaudido en sus redes sociales por el director deportivo Ramón Rodríguez 'Monchi', como "absolutamente necesario para trabajar todos juntos con el objetivo de que el club mantenga su ritmo de crecimiento" y recalcó que desde que llegó al cargo "siempre" ha luchado por "la unión".

Este pacto se plasmará en la Junta General de accionistas del 30 de diciembre, cuya fecha inicial del día 20 se ha pospuesto al aceptar finalmente el consejo de administración la inclusión en el orden del día de un punto reclamado por los pequeños accionistas para el "blindaje" del estadio Ramón Sánchez Pizjuán y de la Ciudad Deportiva.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

El presidente del club hispalense destaca en su misiva que "se ha dado un gran paso para alcanzar esa unión" con el "único objetivo" de "hacer un Sevilla de sevillistas cada día más grande, liderado por aquellos grandes accionistas que en los últimos veinte años han colocado" a la entidad "en la élite del fútbol europeo".

"Este gran pacto nos da la estabilidad necesaria, con ADN sevillista, para acometer los grandes proyectos estratégicos que tenemos en mente en esta renovada aventura", aseveró Castro.

Para ello, añade el escrito, los grandes accionistas propondrán a la Junta General una modificación de los estatutos "para conseguir el objetivo, el bien común y la estabilidad del Sevilla", con un cambio en el régimen de remuneración de los administradores con respecto a la forma en la que se ha realizado hasta ahora.

Añadió que "a nadie se le escapa que una sociedad con un volumen de ingresos superior a los 200 millones de euros y más de 400 empleados requiere por parte de sus consejeros, y especialmente por los consejeros delegados, mucha dedicación, especialización y experiencia para la toma de decisiones complejas y de gran responsabilidad".

"Con este gran pacto nos centraremos en un único objetivo: hacer crecer a la sociedad tanto en el capítulo económico, que es la base para poder aumentar el potencial deportivo y por tanto las aspiraciones en las distintas competiciones, como en las infraestructuras propias, con proyectos ambiciosos para el estadio y la ciudad deportiva", recalcó, dentro de una apuesta "por el patrimonio esencial del Sevilla" y como "pieza fundamental" del proyecto futuro.

Otras historias