La sinceridad brutal de un futbolista: "No ganamos ni a la ONCE"

Peru Nolaskoain en un partido con el Deportivo. Foto: Quality Sport Images/Getty Images.
Peru Nolaskoain en un partido con el Deportivo. Foto: Quality Sport Images/Getty Images.

El Real Club Deportivo de La Coruña pasa por un momento muy malo. Uno de los equipos históricos del fútbol español, que el año pasado se quedó a tan solo un gol del ascenso a Primera, hoy es colista de la Segunda División. Solo ha ganado un partido de los dieciocho disputados y apenas tiene 12 puntos, seis menos de los que ahora mismo necesitaría para salvar la categoría. No son muchos, es una distancia más o menos remontable... pero la tendencia en Riazor no invita al optimismo, teniendo en cuenta que los blanquiazules son el equipo que más goles encaja y el segundo que menos marca en toda la competición.

El desastre ya se cobró el cargo de Anquela, entrenador hasta la jornada 10ª, pero el nuevo técnico, Luis César, tampoco ha conseguido enderezar la situación. El desánimo ante el futuro incierto que les espera está empezando a cundir no solo en la hinchada, sino también entre los propios jugadores de la plantilla. Una prueba es el vídeo que se ha filtrado de Peru Nolaskoain, defensa central (aunque a veces juega como mediocentro) de 21 años que ha llegado esta misma temporada a Galicia cedido por el Athletic de Bilbao.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

La grabación era una story de la red social Instagram, es decir, una imagen destinada a ser vista solo por sus amigos y que debía haberse borrado automáticamente 24 horas después de enviarse. Alguno de ellos, sin embargo, ha traicionado su confianza y la ha hecho pública. Y las palabras que dice han generado cierta controversia.

(...) enfermo con la Play y me he puesto a reflexionar un poco sobre la vida. Y he llegado a la conclusión de que estoy jodido. Tengo un trancazo de locos que no sé de dónde viene, no ganamos un partido ni a la ONCE... es increíble lo malos que somos. Preocupante de verdad. Y aparte, no salgo de fiesta. En vez de salir de fiesta pa’ emborracharme y pa’ olvidar la puta mierda de año que estoy haciendo y estamos haciendo, no, no, me quedo en casa haciendo el subnormal.

Lo primero que hay que tener en cuenta es que todo este asunto no dejaría de ser una conversación íntima de no ser porque alguno de los destinatarios tuvo la desvergüenza de darla a conocer sin consentimiento.

Una vez trascendida, sí que es cierto que las palabras de Peru no parecen precisamente las más adecuadas. Algunos aficionados han entendido que lo que preocupa al zaguero en realidad no es que el equipo funcione mejor o peor, sino que esta mala racha esté dificultando sus opciones de juerga y diversión, lo que consideran una insensatez y una falta de profesionalidad.

A otros, sin embargo, no les parece mal lo que ha dicho. Al contrario, hasta lo aplauden. Valoran su sinceridad y el hecho de que él mismo sea autocrítico y se incluya entre los que no están rindiendo como debería. En cuanto a las ganas de salir de farra, no consideran que sea descabellado para un muchacho de su edad.

El hecho es que a Nolaskoain puede considerársele uno de los grandes responsables de que el Dépor esté tan mal como está, ya que el guipuzcoano se encuentra entre los futbolistas que más minutos lleva disputados en lo que va de campaña. De los 18 partidos, ha sido titular en 10 y ha entrado desde el banquillo en otros dos; el único motivo de que se perdiera los otros seis fue la convalecencia de una apendicitis. No es para menos teniendo en cuenta el cartel con el que venía, como uno de los centrales más prometedores de la cantera del Athletic; de hecho, puede presumir de tener experiencia en primera división con los rojiblancos, con los que el año pasado jugó ocho encuentros.

El único consuelo para los coruñeses es que, como viene siendo tradicional, la clasificación en Segunda está muy apretada y a que todavía falta bastante tiempo (el campeonato dura 42 jornadas). Simplemente tres victorias seguidas ya sacarían al equipo de muchísimos apuros. Además, el problema del equipo no es que pierda demasiados partidos (lleva las mismas ocho derrotas que el Albacete... que es el noveno clasificado), sino que no gana desde que se impuso al Oviedo en la primera fecha, y todo lo demás son empates.

Sí que influye que la situación extradeportiva en La Coruña es convulsa: la crisis económica es un mal casi endémico y difícil de curar, que la nueva directiva presidida por Paco Zas tras la salida de su mentor Tino Fernández no consigue atajar. El ascenso frustrado la temporada pasada canceló una posible fuente de ingresos que habría supuesto un alivio notable. En lo deportivo, esto se tradujo en que no se pudo renovar el contrato de varios jugadores importantes y hubo que traspasar a otros, sustituyéndolos fundamentalmente a base de cedidos, como Peru, que o bien son demasiado jóvenes para asumir tanta responsabilidad o bien, según protesta la hinchada, directamente no dan el nivel. Para la afición, sin embargo, todo esto no son más que excusas teniendo en cuenta que la plantilla tiene el sexto límite salarial más alto de Segunda; se achaca la responsabilidad del fracaso, sobre todo, a la malísima planificación del director deportivo Carmelo del Pozo.

Está por ver, precisamente, si el club adopta algún tipo de medida disciplinaria contra Nolaskoain o simplemente deja correr el asunto alegando que pertenece al ámbito privado. El jugador, para evitar males mayores, ha configurado su cuenta como privada. Lo que está claro es que, más allá de que la imagen que dé sea mejor o peor, es un síntoma de lo mal que marchan las cosas en el noroeste peninsular y lo urgente que es una reacción para evitar que uno de los clubes tradicionalmente más importantes del balompié español se hunda en el pozo de la 2ª B, del que, como bien saben otros, es dificilísimo salir.

Más historias que te pueden interesar:

Otras historias