Ponsarnau: "Nuestro salto ha sido por energía, pero fuera hace falta calidad"

Valencia, 27 nov (EFE).- El entrenador del Valencia Basket, Jaume Ponsarnau, explicó que el salto que ha dado el equipo en las últimas semanas ha sido "de energía", y jugando como local, pero para darlo fuera de casa en partidos como el de este jueves en la pista del Estrella Roja necesitan aumentar la calidad de su juego.

“Nuestro salto competitivo, no tanto de calidad pero sí de energía, explosividad, ritmo o fortaleza defensiva, ha llegado en la Fonteta. Fuera de casa todo eso es más difícil y tenemos que encontrar más calidad”, explicó en una rueda de prensa.

“Hay que encontrarla y mejorarla porque en ambientes absolutamente adversos, lo necesitamos. Creemos que estamos mejorando pero aún nos falta un poco para consolidarla”, añadió.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

El técnico dijo que al equipo le han venido bien los dos días de entrenamientos que han hecho “para mejorar detalles, reconstruir cosas y crecer, que es algo necesario porque el resto también lo hace”.

“Estamos todos bien físicamente excepto Sam Van Rossom y tenemos una buena mentalidad. Hay una cosa importante y es que estamos con alegría y eso es positivo para identificar la mentalidad competitiva del equipo”, apuntó.

Ponsarnau admitió que Vanja Marinkovic, que se enfrentará al gran rival de su antiguo equipo, el Partizan de Belgrado, puede ayudarles en un ambiente como el que se espera.

“Vanja es un jugador que aparte de su calidad y proyección tiene mucho corazón y en partidos como el de mañana puede ser importante. Lo tiene y sabe como utilizarlo en esos ambientes así que nos puede ayudar mucho”, apuntó.

Respecto al equipo recordó que “han cambiado de entrenador, es el tercero que tienen, pero no ha cambiado su esencia y creemos que no lo van a hacer porque su valor competitivo más importante es su talento físico y su juego de uno contra uno”.

Ponsarnau evitó pronunciarse sobre si podrán pelear por estar entre los ocho primeros. “Lo que está en nuestra cabeza es competir en Belgrado y dar ese paso de calidad para ser más solventes fuera de casa. Si lo hacemos, la situación nos llevará a donde nos llevé. La ilusión es llegar a lo más alto, pero hay que ir paso a paso”, señaló.

El técnico admitió que está preocupado por el mal momento de Joan Sastre, como se preocuparía "con cualquiera de los catorce”, pero dijo que persistirá para tratar de incorporarlo a la rotación y que el jugador mallorquín también lo hará, aunque la necesidad competitiva hace complicado encontrarle minutos para crecer. EFE

1010146

nhp ag/nam

Otras historias