Ribera: “Llegamos al Mundial con buenas sensaciones”

Agencia EFE
·2 min de lectura

Madrid, 9 ene (EFE).- El seleccionador español de balonmano, Jordi Ribera, pese a no poder ocultar su decepción por no poder jugar el partido que los “Hispanos” tenían previsto disputar este sábado con Croacia en Madrid a causa del temporal de nieve, aseguró que el conjunto español afronta con “buenas sensaciones” el Mundial que arrancará la próxima semana en Egipto.

“Ha sido una pena que no se haya podido jugar hoy en Madrid, pero pienso que las sensaciones son bastante buenas y el trabajo es correcto más allá del frío y el contexto en el que estamos este fin de semana. Esperemos trasladar todo esto a la competición en Egipto”, señaló Ribera en declaraciones difundidas por la Federación Española.

Un Mundial que el conjunto español, ganador de los dos últimos Europeos, afrontará con una preparación totalmente distinta con relación a los últimos campeonatos a causa de los problemas derivados de la pandemia de coronavirus.

De hecho, el técnico se ha visto obligado a dividir en tres grupos a los internacionales que ha disputado tres torneos distintos en Catar, Rusia, además del enfrentamiento con Croacia, correspondiente a la EHF Euro Cup.

“Estábamos ante un período difícil por las circunstancias y por tener que mover a tres grupos a Catar, Rusia y Croacia, pero la verdad es que a nivel deportivo ha sido una buena experiencia para todos”, explicó el seleccionador.

Un Jordi Ribera que finalmente contará con un total de dieciocho jugadores para afrontar el Mundial de Egipto entre los que destacan el portero Sergey Hernández y el pivote Rubén Marchán, las dos únicas novedades que presentará el conjunto español con relación al equipo que se proclamó el pasado mes de enero por segunda vez consecutiva campeón de Europa, tras derrotar por 22-20 a Croacia en Estocolmo.

“Sergey acumula ya varias actividades con la selección en estos últimos años. Las circunstancias nos obligan a viajar con tres porteros y éste será un premio al recorrido que viene realizando”, indicó el técnico español.

Igualmente debutará en una gran cita internacional el pivote del ABANCA Ademar de León Rubén Marchán, que vistió por primera vez la camiseta de los “Hispanos” el pasado 4 de noviembre.

“Rubén ya tuvo la oportunidad de venir a Hungría y se ha integrado muy bien en el grupo. Será un test importante para saber cómo está y una gran experiencia para él”, concluyó Ribera.

La selección española de balonmano se medirá en la primera fase del Mundial de Egipto, el primero en la historia que contará con 32 equipos, con los equipos de Brasil, el próximo 15 de enero, Polonia, el 17 de enero, y Túnez, el día 19 de enero.

Los tres primeros clasificados del grupo accederán a la segunda fase en la que se cruzarán con los tres primeros clasificados del grupo que conforman las selecciones de Alemania, Hungría, Uruguay y Cabo Verde.

(c) Agencia EFE