Portugal perdió, pero se aseguró la cima ante una Corea del Sur que logró la clasificación

JUNG YEON-JE/AFP via Getty Images

Fue un cierre gris para Portugal, en el Grupo H. Tras sus dos victorias, que le otorgaron el boleto anticipado a los octavos de final de la Copa Mundial de Catar 2022, perdió por 2-1 con Corea del Sur, en el Estadio Education City. Con este resultado, los asiáticos concretaron la clasificación (cuatro puntos), por mayor cantidad de goles a favor, en comparación con Uruguay.

El impulso, propio de la necesidad por ganar para seguir con vida, estuvo del lado de los Guerreros Taeguk, en el inicio del partido. Sin embargo, la eficacia la ostentó el cuadro luso, que necesitó de una jugada para romper el cero en el encuentro.

Apenas cinco minutos le bastaron al elenco de Fernando Santos para ponerse en ventaja. Después de un pase en largo y elevado, Diogo Dalot recepcionó la pelota por la banda derecha, ingresó al área y, una vez en la línea de fondo, tocó hacia dentro para que Ricardo Horta remate en velocidad, frente al arco.

Pese al gol en su contra, el combinado asiático trató de responder de inmediato, poco después del cuarto de hora, con un tanto que fue anulado a Jin-Su Kim. Aunque la igualdad la consiguió a los 27': Cristiano Ronaldo dejó viva la pelota en el área, por un rebote en su espalda tras un córner por la izquierda, y Young-Gwon Kim no lo desperdició.

Esta conversión de los coreanos fue un golpe al orgullo de la Selecção das Quinas. Esto porque, de inmediato, se mostró deseosa de recuperar el marcador favorable, siendo Dalot el primero en acercarse a este cometido, con un tiro esquinado al sector izquierdo, desviado por el arquero Seung-Gyu Kim.

Los dirigidos por Paulo Bento, quien no estuvo en el campo por sanción, se mantuvieron dispuestos a remontar, pero fueron los lusos los que proveyeron el peligro con chances claras de Vitinha y un insistente Cristiano, en una doble oportunidad, antes del descanso.

Al segundo tiempo, el conjunto de Asia cambió su postura y optó por cederle la pelota a los europeos, con el propósito de recuperar en la mitad de la cancha y salir rápido, mediante juego directo, para aspirar al segundo gol y que le otorgara la clasificación.

Este plan funcionó a medias para los Guerreros Taeguk, ya que apenas se aproximaron a una conversión que se volvió una ambición con el correr de los minutos. Los portugueses, en tanto, tuvieron el segundo en los pies de CR7, pero éste estuvo errático y fue sustituido a los 65'.

En los minutos finales, cuando a Corea del Sur le pasaba factura el desgaste, luego de haber priorizado el orden y su plan inicial al complemento, apareció su figura, Heung-min Son. El delantero de Tottenham Hotspur condujo un contragolpe, con mucho campo para recorrer, y habilitó a Hee-Chan Hwang para decretar el triunfo.

Así, Portugal se dirige a los octavos de final como líder y enfrentará el próximo martes 6 de diciembre al segundo del Grupo G, que saldrá de Brasil, Suiza, Camerún o Serbia. Mientras que los coreanos se medirán el lunes contra el segundo de esa zona que, posiblemente, sea la Canarinha.

Foto: JUNG YEON-JE/AFP via Getty Images