La presión social consigue que una niña de 8 años pueda jugar al fútbol en Huelva

·4 min de lectura

Isabel es una niña de 8 años de la localidad de Hinojos, en Huelva, que quería formar parte del equipo de fútbol benjamín de la Escuela Deportiva Municipal, en la que ya había estado el año pasado. Sin embargo, en un primer momento la pequeña fue rechazada y solo la presión social ha conseguido que esta historia tenga un final feliz.

Una niña sujeta un balón de fútbol. (Foto: Getty Images).
Una niña sujeta un balón de fútbol. (Foto: Getty Images).

Su madre, Marisa Franco, denunció la situación en el diario provincial ‘huelva24.com’ cargando contra el concejal de deportes del Ayuntamiento, Alejandro Franco, quien, según la mujer, le llegó a decir que apuntara a su hija a patines.

“Me han ido poniendo excusas y el concejal de deportes, Alejandro Franco, que ha sido compañero de mis hijos, me dijo que no podía jugar al fútbol y que se apuntara a patines. Que él es quien decide que ya no se admitan más niños en el equipo y no le da la gana, aunque se lo rogué y me habló fatal. Me dijo muchas mentiras y me dijo que no caben más niños cuando hay ratio disponible, según me han dicho en el polideportivo”, contaba la mujer a este diario.

Franco reconoce que apuntó a la niña fuera de plazo, pero que en un primer momento le dijeron que no había ningún problema. De hecho, llegó a comprarle la equipación a la pequeña y llevaba un mes esperando. “Está muy ilusionada y me pide ir a ver a sus amigos entrenar, pero se pone triste por no estar con ellos”, afirmaba.

La denuncia de esta mujer causó una gran polémica en el municipio onubense, donde el principal partido de la oposición, el Partido Popular, pidió explicaciones al Ayuntamiento, gobernado por el PSOE. El concejal de Deportes tuvo que salir al paso en las redes sociales denunciando ser víctima de un “hostigamiento público” y volviendo a explicar que la niña se apuntó fuera de plazo. Además, el edil negaba que se tratase de discriminación de género, ya que en el equipo hay dos niñas.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un post de Facebook no disponible por tus preferencias de privacidad

Pero el asunto fue alcanzando cada vez más notoriedad. Así, una leyenda del Recreativo de Huelva como Jesús Vázquez, actualmente segundo entrenador del Villanovense, mandó “mucha fuerza” a Isabel y pidió una “rectificación” en el diario donde la madre de la niña realizó la denuncia.

Varios equipos provinciales le enviaron igualmente ánimos y alguno incluso se ofreció a hacerle un hueco a la pequeña.

También le mandó su apoyo Sara Serrat, portera internacional del Racing de Santander que jugó anteriormente en el Sporting Huelva y en el Sevilla. “Es triste que en pleno siglo XXI tengamos que seguir con comentarios como los que ha recibido su madre… ‘Apúntala mejor a patines’. Sigue peleando por tus sueños, campeona”, escribió la futbolista.

La situación llegó a tal punto que la Escuela Deportiva Municipal de Hinojos ha cedido finalmente y la niña podrá incorporarse a su equipo de fútbol benjamín a partir del 29 de noviembre. De este modo, la pequeña Isabel podrá seguir disfrutando del deporte que más le gusta.

VÍDEO | La lección de un jugador alevín al consolar al portero rival tras una cantada

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios puedan establecer conexiones en función de sus intereses y pasiones. A fin de mejorar la experiencia de nuestra comunidad, hemos suspendido los comentarios en artículos temporalmente