Qué hacer para evitar ser víctima del robo de identidad

Yahoo Finanzas
El hacker siempre se vale de su conocimiento de la informática, del anonimato que la Internet propicia y de su falta de escrúpulos para robar identidades y dinero. Foto: Getty.
El hacker siempre se vale de su conocimiento de la informática, del anonimato que la Internet propicia y de su falta de escrúpulos para robar identidades y dinero. Foto: Getty.

Cada año que pasa, quienes pretenden estafar y robar identidad a través del entramado de conexiones que representa la Internet se vuelven más sofisticados en sus tácticas.

De acuerdo con el Informe de amenazas a la seguridad en Internet publicado en 2019 por la compañía Symantec, cada año una de cada diez personas es víctima de fraude de identidad. Lo peor es que el 21% de éstas lo ha sido en varias ocasiones.

Desplázate para ir al contenido
Anuncio

“Solía ​​recibir llamadas de clientes una vez al mes sobre alguien que intentaba hacerse pasar por ellos y robarles dinero”, relata para CNBC Diana Nichols, presidenta y fundadora de Gold Key Credit Consulting, con sede en Fairfield, Connecticut. “Ahora este tipo de incidentes ocurren semanalmente”, sentencia.

Por eso Nichols insta a los profesionales a que sean más inteligentes sobre la administración de sus finanzas personales.

“En estos días, es importante tomarse en serio la seguridad informática y controlar su crédito diligentemente”, asegura esta mujer que se ha especializado en la asesoría a celebridades, atletas y otras personas con patrimonios altos. “Ya no es una opción si necesita o no buscar el tiempo para aprender”, enfatiza. “Se trata de un requisito previo. Si uno tiene algo que perder, debe ser proactivo para proteger su información personal”.

Una de las estafas más comunes en EEUU

Tan solo en 2019, más de 73,668 incidentes fueron reportados en California, el estado más popular para los ladrones de identidad. Entre las artimañas más comunes e inteligentes que estos ladrones llevan a cabo, en los últimos seis meses se han reportado casos en los que abren cuentas de monitoreo de crédito con Experian, Equifax y otros servicios, siempre a nombre de las víctimas.

Esto les permite escanear su informe de crédito en busca de tarjetas de crédito o cuentas olvidadas. “Por ejemplo, encuentran una tarjeta de Ann Taylor o de Victoria's Secret que no es usada con frecuencia y luego piden que se emita una nueva tarjeta pero a una dirección falsa”, cuenta Nichols.

Los ladrones sondean físicamente los vecindarios donde viven personas de altos ingresos en busca de correo que contenga información personal de valor. “A un cliente multimillonario le robaron sus datos y los cargos a una de sus tarjetas de crédito ascendieron a más de 100,000 dólares’, relata Nichols. “Y te sorprendería la cantidad de datos personales tuyos que son entregados directamente en la puerta de tu casa”.

También suelen hackear teléfonos celulares, computadoras y tabletas usando malwares, spywares y softwares. Esto les permite a los ladrones hacerse de información personal desde dispositivos conectados a redes públicas de Wifi.

“Muchas personas toman fotos de tarjetas de crédito para enviarlas a otras personas y abren una sesión en páginas de instituciones financieras a través de estas redes”, advierte Nichols.

Artículos relacionados:

Hacerse con la información financiera de las personas es la táctica más habitual del <em>phishing</em> para ganar dinero. Foto: Getty Images.
Hacerse con la información financiera de las personas es la táctica más habitual del phishing para ganar dinero. Foto: Getty Images.

Para la experta, en estos casos la mejor defensa es un buen ataque.

Por eso es importante tomar nota de estos modos de protegernos de los ciberdelincuentes:

1. Revisa tu crédito regularmente. Hay que estar atento a consultas ilegítimas o cuentas sospechosas abiertas a su nombre. Del mismo modo, mantente en sintonía con las alertas de tu banco, tu proveedor de tarjeta de crédito y otras instituciones financieras. A menudo, los delincuentes realizan pequeños intentos de sondeo de intrusión antes de que ocurra un intento completo que compromete su identidad.

2. Congela tu crédito. Una congelación de crédito o de seguridad restringe el acceso a tus informes de crédito y te protege contra los estafadores que abren nuevas cuentas a su nombre. Esta congelación no tiene ningún efecto en su puntaje de crédito y el proceso puede completarse en menos de 10 minutos. Para ello debes comunicarte con cada una de las tres agencias de crédito existentes: Experian, Equifax y TransUnion.

3. Puedes cerrar todas las tarjetas de crédito y cuentas financieras que no utilices, si bien esto afectaría a tu puntaje de crédito.

4. Regístrate en un apartado de correos y haz que las cartas importantes con información confidencial te sean enviadas de esa manera. Así evitarás que los ladrones metan las manos en el buzón de tu casa.

5. Emplea una red privada de internet. Conocido como VPN, este software de cifrado de datos aleja tu identidad, tu actividad y tus comunicaciones de las miradas de otros. Tradicionalmente utilizado para conexiones seguras en redes corporativas, muchos usuarios ahora los están utilizando para asegurar su presencia en el ciberespacio al ocultar su dirección IP de otros usuarios.

6. Instala software de antivirus, antispyware y de filtrado de correo electrónico. Y configúralos para que se activen automáticamente cada 24 horas en busca de algo inusual.

7. Consulta las páginas web la Comisión Federal de Comercio (FTC) y del Servicio de Impuestos Internos (IRS). El primero te puede ofrecer más información sobre cómo mantener segura la información personal, salvaguardar tu identidad e incluso congelar tu crédito si es necesario. El segundo también te ofrece una Guía del contribuyente sobre el robo de identidad.

Y si ya has sido víctima de una estafa de este tipo, exígele un informe de crédito gratuito a Experian, Equifax y TransUnion, elabora un informe sobre robo de identidad desde la página IdentityTheft.gov, de la Comisión Federal de Comercio; también coloca una alerta de fraude extendida a tu archivo de crédito, mediante la cual una empresa verificará tu identidad antes de emitir un nuevo crédito.

Por último, haz una lista de las actividades que crees que fueron fraudulentas y envíalas a las tres oficinas de crédito antes mencionadas. Igualmente puedes comunicarte con tus acreedores para informarles de tu caso, antes de presentar un informe policial y una declaración jurada sobre fraude.

Otras historias