¿Quién es el único hijo varón que le queda vivo a Biden y por qué Trump lo utilizó contra él en el debate?

Javier Taeño
·5 min de lectura

A apenas un mes de las elecciones presidenciales en Estados Unidos y con la epidemia de coronavirus como telón de fondo, Donald Trump y Joe Biden han protagonizado el primer debate de los tres que van a celebrarse antes de los comicios.

Un intercambio que se ha caracterizado por los insultos y el tono bronco mucho más que por las propuestas de ambos candidatos y en el que los hijos del aspirante demócrata han tenido un lugar destacado en el cruce de reproches.

Hunter y Joe Biden en 2016. (Photo by Teresa Kroeger/Getty Images for World Food Program USA)
Hunter y Joe Biden en 2016. (Photo by Teresa Kroeger/Getty Images for World Food Program USA)

Durante meses, Donald Trump y sus asesores han atacado en repetidas ocasiones a Hunter Biden, hijo del vicepresidente, por sus negocios en Ucrania, acusándole de corrupción y de enriquecerse aprovechando la posición de su padre durante el Gobierno de Obama.

En abril de 2014, Hunter obtuvo un puesto remunerado en Burisma Holdings, una compañía ucraniana cuyo fundador era muy cercano al antiguo presidente Viktor Yanukóvich, expulsado del poder en febrero de 2014 tras las protestas masivas de la población, y de ideología prorrusa.

La administración Obama aprovechó el cambio de Gobierno para estrechar lazos con el nuevo Ejecutivo y Joe Biden estuvo muy presente en el acercamiento realizando varios viajes al país y manteniendo conversaciones frecuentes con su nuevo presidente.

El nuevo empleo de Hunter despertó desde el principio controversia, ya que las voces críticas señalaban que era una estrategia de Burisma para ganar influencia con el Gobierno estadounidense. El hijo del candidato demócrata, que ha estado trabajando en la compañía hasta 2019, siempre negó haber usado la influencia de su padre para ayudar a la compañía, pero Trump ha mostrado sus sospechas en público y ha vertido graves acusaciones sobre los Biden por este motivo.

El debate ha sido tenso y con pocas propuestas. (Photo by Melina Mara/The Washington Post via Getty Images)
El debate ha sido tenso y con pocas propuestas. (Photo by Melina Mara/The Washington Post via Getty Images)

Uno de los episodios más criticados es que en 2016 Estados Unidos y otros países occidentales presionaron al Gobierno ucraniano para el cese de Viktor Shokin, principal fiscal del país que se había mostrado muy blando con la corrupción. Este hombre había liderado una investigación sobre el dueño de Burisma, por lo que la posición de Biden, como representante del Gobierno estadounidense, defendiendo el cese fue cuestionada.

La polémica creció en 2019 cuando Trump presionó al presidente ucraniano, Volodímir Zelensky para que investigara a Hunter Biden. Una conversación que transcendió a la opinión pública y que provocó el inicio de un juicio político para el presidente que si hubiera prosperado habría acabado con su destitución. Sin embargo, terminó siendo absuelto de los cargos en el Senado.

Hasta el momento el republicano no ha podido probar que hubiera corrupción ni ninguna mala práctica por parte de Biden ni de su hijo, pero parecía claro que esta controversia iba a salir en algún momento en el debate.

Y aunque Trump tardó 45 minutos en sacarla, finalmente lo hizo. Primero de manera directa cuando el magnate preguntó sobre una supuesta donación de 3,5 millones de dólares recibida por Hunter de manos de la mujer del exalcalde de Moscú, Elena Baturina e inquirió directamente por sus años en Burisma.

Trump hacía referencia a un informe del Senado en el que se señalaba que la administración Obama había “ignorado las señales de alarma cuando el hijo del vicepresidente se unió al directorio de una empresa propiedad de un oligarca ucraniano corrupto”.

Biden respondió diciendo que estas afirmaciones habían sido desacreditadas por los medios de comunicación, por el Banco Mundial y por demás organizaciones. “Mi hijo no hizo nada malo en Burisma”, recalcó.

Después hubo un segundo encontronazo respecto a Hunter, aunque este produjo una situación bastante desagradable. Biden estaba criticando el trato de Trump a los veteranos militares y se puso a hablar de otro de sus hijos, Beau, que falleció de cáncer en 2015 y que había sido condecorado mientras estuvo de servicio en Irak. Mientras que el antiguo vicepresidente se emocionaba hablando de él, Trump le interrumpió volviendo a hablar de Hunter.

“No era un perdedor, era un patriota y las personas que han quedado atrás eran héroes”, señaló Biden. “¿Estás hablando de Hunter?”, preguntó Trump. “No, estoy hablando de Beau”, respondió el demócrata. “No sé quién es, conozco a Hunter”, contestó el republicano, antes de insistir: “no tenía trabajo hasta que te convertiste en vicepresidente e hizo fortuna en Ucrania, China, Moscú y otros lugares”.

Beau Biden en la Convención Demócrata de 2012. (Photo by Nikki Kahn/The Washington Post via Getty Images)
Beau Biden en la Convención Demócrata de 2012. (Photo by Nikki Kahn/The Washington Post via Getty Images)

Cabe recordar que la vida familiar de Joe Biden ha estado marcada por la tragedia. En 1972, cuando el político acababa de ganar un escaño en el Senado estadounidense, su mujer Neilia y sus tres hijos (Beau, Hunter y Naomi) sufrieron un accidente de coche. Neilia, de 30 años, y Naomi, de solo 13 meses, murieron, mientras que Beau, 3 años, y Hunter, de 2, resultaron gravemente heridos y fueron hospitalizados.

El demócrata rehízo su vida y en 1977 se casó con Jill, su actual esposa. Fruto de esta relación nació en 1981 Ashley. Pero la tragedia volvió a la vida de los Biden en 2013 cuando Beau fue diagnosticado con un raro cáncer cerebral que le terminó matando en 2015 a los 46 años.

Así pues tanto Beau como Hunter se colaron en el primer debate presidencial, aunque por distintos motivos. Está por ver si Trump sigue utilizando al hijo de Biden durante la campaña o si por el contrario se centra en otros temas como la economía, el coronavirus o los disturbios raciales.

EN VÍDEO I La reacción homófoba al enterarse de que uno de los candidatos demócratas a la Casa Blanca es homosexual

Más historias que te pueden interesar: